Trasicion

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 16 (3866 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 30 de marzo de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
“Análisis de la Transición y Democracia
en España: Problemas y Soluciones”

No sabemos qué nombre elegirían los historiadores del futuro para designar el sistema nacido con posterioridad a la desaparición de Franco.
Para situar el momento político que a continuación vamos a analizar, la definición que del régimen político español establece en su artículo tercero la Constitución de 1978, hoyvigente, habla de Monarquía Parlamentaria. Se han arbitrado también nombres como «Segunda Restauración», «Reinstauración monárquica», «Estado de las Autonomías», etc.
Este sistema del que hablamos -Monarquía Parlamentaria-, se basa en una monarquía constitucional, el sufragio universal, un doble parlamento formado por un Congreso y un Senado, un amplio elenco de partidos, tanto de ámbito nacionalcomo de ámbito regional, un generoso reconocimiento de derechos individuales y colectivos por parte del Estado, y una descentralización sin precedentes en la época contemporánea, mediante el establecimiento de una serie de Comunidades Autónomas, que, sin llegar a constituir nominalmente un Estado federal, se acercan en la práctica a ese modelo, dotadas cada una de ellas de amplias competencias. Aello habría que añadir una transformación drástica en las mentalidades, las actitudes y los comportamientos de los españoles, que puede resultar tan importante o más que las propias transformaciones político-institucionales.

La transición

La proclamación de Juan Carlos I como rey de España no supuso la menor alteración de la paz ciudadana: en parte porque este tipo de sucesión estabaprevisto ya por el régimen de Franco, y en parte porque la mayoría de partidarios del cambio estaban dispuestos a aceptar la solución como la mejor garantía para realizarlo sin traumas. Supuestas las tendencias del momento y el talante abierto del nuevo monarca, estaba perfectamente claro para todos que se iba hacia una realidad más liberal. ¿Cuál iba a ser su forma concreta?
Las encuestas a la opiniónpública demostraron que eran una minoría tantos los españoles que deseaban la continuidad como los que deseaban el cambio violento. Los restantes, es decir, casi todos, preferían una evolución pacífica, sin revanchas ni represalias. Los datos de fines de 1975 daban una ligera superioridad a la primera opción, en tanto que por 1977 predominaba ya claramente la segunda. Este rápido cambio de laopinión hizo más fácil la transición política e institucional. En los medios extranjeros se consideró con sorpresa –algo así como un nuevo «milagro español»- la facilidad con que los cuadros u organizaciones del viejo sistema se autodisolvieron y la espontaneidad con que se articularon las nuevas fuerzas políticas, todas ellas con la voluntad de construir un sistema pluralista democrático. Puededecirse que en España, donde los ánimos estaban preparados y nadie deseaba un enfrentamiento, la sorpresa fue mucho menor.
De momento, el monarca prefirió mantener comp. Jefe de gobierno a Arias Navarro, para suavizar la forma de tránsito y para evitar que ninguno de los hombres «nuevos» se gastase o quemase en los difíciles primeros momentos. Pronto quedó claro el camino hacia la democracia, aunquelos métodos que contemplaban los distintos responsables no eran idénticos. Torcuato Fernández Miranda proyectaba un «cambio desde dentro», consistente en un progresivo desarme del régimen, simultáneo a la construcción pacífica de un nuevo sistema, de modo que fuera sustituyéndose «pieza por pieza», sin necesidad de «romper» en ningún momento. Arias Navarro prometió «cuatro partidos antes de unaño», pero se oponía al reconocimiento del comunista y de los que pudieran implicar separatismo. Adolfo Suárez, un joven falangista de talante innovador, sorprendió a algunos con un programa más amplio, y de aceptación muy rápida de la democracia sin limitaciones de ninguna clase, sobre la base de «llevar al Estado todo lo que ya está en la calle».
Aceptada la dirección, el proceso de cambio, como...
tracking img