Un padre según el corazón de dios es un padre según la ley de dios.

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 11 (2727 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 2 de marzo de 2012
Leer documento completo
Vista previa del texto
Un Padre Conforme al Corazón de Dios es un Padre Conforme a la Ley de Dios

Por Donald Herrera Terán

Todas nuestras acciones paternales las llevamos a cabo como agentes o representantes de aquello que ocupa nuestra mente y corazón. Si estamos llenos de nosotros mismos dirigiremos nuestra labor paternal hacia la formación de hijos que nos satisfagan a nosotros mismos. En ese caso habremosactuado como agentes de nuestro propio egoísmo.

El apóstol Pablo escribió, “Si, pues, coméis o bebéis, o hacéis otra cosa, hacedlo todo para la gloria de Dios” (1 Corintios 10:31). Nuestra labor paternal debe estar incluida – y por muy buenas razones bíblicas – entre aquellas en las que hemos de ser más consistentes en términos de la Palabra de Dios.

La Distancia en el Tiempo y la CulturaSin embargo, los padres del siglo XXI nos encontramos sumamente distanciados de la ley bíblica no sólo en términos del lenguaje y el tiempo sino también de la cultura en que ésta fue entregada, y muy particularmente, de la cultura jurídica en cuyo entramado se encuentra. No somos judíos que hablan hebreo viviendo en las épocas bíblicas. Nos enfrentamos a nuestras propias culturas, a nuestraspropias construcciones de lenguaje y a la cultura anti-Dios que pulula en derredor de nuestras familias.

Hay que salvar en buena medida esa brecha de tiempo y cultura. El ministerio de enseñanza de la comunidad cristiana ha de ser consciente de esa necesidad. Las familias cristianas necesitan comprender la cultura bíblica, familiarizarse con el lenguaje de las Escrituras y con las implicacionesde su mensaje en las situaciones particulares que enfrentamos como padres de cara a nuestra labor de ser agentes de Dios para la siguiente generación de cristianos.

La influencia actual de la psicología humanista secular en el pensamiento de la iglesia no ha hecho más que ampliar esa brecha cegando a los padres en cuanto a sus responsabilidadesbíblicas.http://www.contra-mundum.org/castellano/phillips/Min_Jov.pdf. En este artículo, Phillips enumera siete de esas funciones. La introducción de lecturas psicologizantes al texto bíblico no solamente ha ampliado la brecha de tiempo y cultura sino que ha ensombrecido el mensaje de las Escrituras y sus importancias implicaciones para la familia Cristiana.

Un Ejemplo: Éxodo 21: 15 y 17.

Estos dos textos afirman lo siguiente:

“El quehiriere a su padre o a su madre, morirá... Igualmente el que maldijere a su padre o a su madre, morirá.”

El hijo ha de interpretar su relación para con sus padres como una intermediación entre Dios y él. Sus padres – que le han circuncidado al octavo día de su nacimiento – son miembros de una comunidad nacional cuyo destino le fue asignado por Dios al pie del monte Sinaí: “Y vosotros me seréisun reino de sacerdotes, y gente santa” (Éxodo 19:6). Los padres a su vez han de ver su relación para con el hijo a partir de este propósito nacional y no meramente como un accidente biológico.

Los padres son los intérpretes de la teología y de la historia nacional providencial para con ese hijo. Ya he mencionado la circuncisión y lo hice para subrayar una marca física que suscitaría lacuriosidad en el joven y cuya respuesta sería una muestra de la destreza teológica de sus padres para colocarla en el marco del llamamiento de la mancomunidad hebrea.

La relación con los padres es tan seria, tan solemne, que el ataque a ellos se considera un acto de rebelión no sólo contra la figura particular de su paternidad individual sino como un acto de desprecio al Dios que ha llamado aaquella comunidad a ser bendición a todas las naciones de la tierra. El ataque contra los padres se considera una ruptura pactal no sólo con ellos como individuos sino también con los propósitos últimos por los que aquella nación había de vivir.

El texto paralelo de Deuteronomio 21 establece: “Si alguno tuviere un hijo contumaz y rebelde, que no obedeciere a la voz de su padre ni a la voz de su...
tracking img