Una mirada psicoanalítica al deseo de coraline

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 22 (5259 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 19 de diciembre de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
UNA MIRADA PSICOANALITICA AL DESEO DE CORALINE.

La amenaza fantasma. Una pequeña argumentación teórica. Empezaré hablando de un personaje en apariencia secundario. Se trata de Bobinsky, personaje excéntrico donde los halla, tachado de vivir en un mundo imaginario. Esa ubicación es la que me interesa resaltar, pues precisamente Bobinsky se presenta como el personaje que dará entrada a la niñaen ese mundo imaginario, soñado y fantaseado, mezclado con la realidad a partes iguales, en el que nosotros seremos igualmente ubicados. A lo largo de la película los umbrales que separan fantasía y realidad no son nítidos, aparecen siempre representados, de manera que serán traspasados sin apenas apercibirnos de ello. La realidad aparecerá, por tanto, duplicada. Una suerte de espejismo provoca eseefecto, y tanto espacios y personajes, como situaciones que se dan entre ellos, se nos presentan por partida doble. Claro está, con las variaciones precisas, de las que el film brillantemente toma nota, que un reflejo nos devuelve. Y es que ciertos objetos no poseen imagen especular, objetos sin revestimiento imaginario que permita la identificación, llegando en su lugar otros objetos que losvendrían a habitar, objetos que por su carácter provisorio terminarán cayendo. De esta caída dependerá no quedar atrapados en esa fantasía que al efecto de fijar esa sustitución se produce. Esos objetos perdidos en el espejo, ¿cuáles son? Aquellos que en su momento, y gracias a la presencia del lenguaje, dieron lugar a la imagen de unidad que virtualmente nos constituye, mismos que, por ello, nos permitenapropiarnos de un lugar en el mundo. Son objetos marcados por una pérdida original, la del goce absoluto de fusión con la Madre. La mirada sería uno de ellos. Un objeto que nos sirve de manera particularmente adecuada para entenderlo, y que por otra parte también le sirve al director para narrar la historia. En efecto, la mirada de Coraline es la verdadera protagonista del film. Una mirada que seconjuga con otra, la de la madre, pudiéndose ubicar ésta última en el lugar del personaje antagonista. Si de lo que se trata es de no quedar atrapada, esa mirada materna constituiría el lugar en el que ese encarcelamiento podría producirse. He ahí el argumento. Se trata de consumar una huida. En el mismo proceso de constitución del sujeto nos encontramos ya con los elementos que conforman la tramadel film. Un ser inmaduro y dependiente en su totalidad de un otro, va a ser dotado de la unidad que en lo sucesivo alimentará su imaginario. De modo que una percepción de integridad es lo que está en juego. Integridad de la que el sujeto será dotado gracias a un objeto, y al mismo tiempo a costa de su pérdida. La afirmación que la mirada de la madre, una mirada por otra parte amorosa, le otorgacuando el niño, quizá aún en sus brazos, es mirado desde ese ángulo desde el que su reflejo, el del niño, es acompañado por el de ella; esa afirmación digo, se convertirá en su propia afirmación. Una afirmación que se da en ese encuentro/des-encuentro de miradas difícilmente situables e identificables. Dificultad que se mantendrá en adelante pero en la que nos esforzaremos para poder encontrar nuestraidentidad cada vez que nos sea preciso. La dificultad estriba en que esa mirada no va a permanecer en lo sucesivo allí desde donde fuimos entonces mirados. Ese lugar ubicado en nuestra mayor extimidad, será ocupado por la mirada de un Otro, y del carácter de ese otro dependerá qué imagen

UNA MIRADA PSICOANALITICA AL DESEO DE CORALINE.

nos hagamos de nosotros mismos. Una mirada que sin dejar deser nuestra nos resultará ajena. Este carácter de ajeno es él que nos permite buscarnos en aquellos que nos rodean, y más en concreto el que posibilita que esa figura materna, primitiva, que data de nuestros propios orígenes, desempeñe un papel decisivo en nuestra existencia. Esa figura, de carne y hueso, que fue nuestra madre, que lo fue Todo, que nos otorgó esos objetos, y que a su vez, y por...
tracking img