Varios

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 8 (1885 palabras )
  • Descarga(s) : 7
  • Publicado : 10 de mayo de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
La ciencia-basura-empresaria en los medios de comunicación.
La protección de la industria química por parte de los
medios de comunicación convencionales
Por Edward S. Herman
Título original: “Corporate Junk Science in the Media”
Tomado de: http://www.zmag.org/
Traducido por Mateu Llas y revisado por Germán Leyens

La Basura Científica de las Corporaciones juega un papel importantísimo enlas relaciones públicas y las estrategias regulatorias de la industria química. Su primer objetivo es tranquilizar al público en el sentido de que los pesticidas y otros productos químicos no constituyen una amenaza para la salud pública y que son un elemento esencial para el crecimiento económico y el bienestar general. También ha sido concebida para crear suficiente confusión y desconciertoentre los legisladores y reguladores así como en el público en general para mantener la libertad de la industria para verter productos químicos en el medio ambiente. La industria ha triunfado en la aplicación de esta estrategia bipolar, basada en una gran parte en sus enormes recursos y el correspondiente poder sobre políticos, reguladores y científicos en la nómina de las grandes empresas.También ha sido esencial para el éxito de la industria su habilidad para influir en los medios de comunicación y para fijar el momento y el lugar para la discusión o la omisión de los temas. Aquí el éxito de la industria no ha sido total pero sí notable teniendo en cuenta las consecuencias para la salud pública de un crecimiento sin restricciones de la industria química y la resultante "epidemia a cámaralenta" que continua sin ambages. La industria ha conseguido controlar la agenda básica que garantiza el derecho de la industria a producir y vender productos químicos sin que estén debidamente probados frente a riesgos por agencias independientes. Esto se puede hacer sin que exista ningún tipo de responsabilidad de las empresas frente a resultados perjudiciales, se puede quimicalizar el medioambiente sin que nadie se entere. Ni estos principios básicos ni el, de todas maneras inadecuado, proceso regulador que debería supuestamente proteger al público están sujetos a un debate permanente.
La Primavera Silenciosa, los desastres de Love Canal o de Bhopal, un descenso documentado de la producción de espermatozoides, o un escándalo respecto al control de procesos pueden dar lugar a un brevealboroto, pero la tormenta es breve, los medios de comunicación no profundizan ni insisten en el asunto, hay asuntos más importantes- el terrorismo anti-estadounidense, las inspecciones de armas en Irak, la vida sexual de Clinton, o los mercados bursátiles, rápidamente ocupan el primer lugar. Estos asuntos más importantes pueden lograr una cobertura intensiva durante el tiempo que haga falta paraque incida en las actitudes de gente; la epidemia que avanza lentamente no. Los medios tienden incluso a mostrar e institucionalizar las demandas de la ciencia basura (por ejemplo Alar, dioxina, prótesis de silicona para el pecho) a la vez que ignoran numerosos e importantes descubrimientos sobre daños químicos y casos en los que no se cumplen las normas.
Una pieza clave que pone de manifiesto elsesgo de los medios es el uso que estos medios hacen de la frase "ciencia basura". La industria química aplica esta frase a la ciencia desarrollada por los especialistas en medio ambiente, a la crítica progresista de la industria, y a los abogados que se querellan contra la industria por envenenar a la gente. Contraponen esta noción a "la buena ciencia" que resulta ser cualquier ciencia que apoyelas posiciones de la industria. Observa y toma nota, los medios de comunicación siguen el liderazgo de las empresas como perros guardianes de la propiedad privada en vez de defender el interés público. Desde 1996 hasta septiembre del 98 de 258 artículos de los periódicos más leídos que utilizaron la frase "ciencia basura" solo 21, un 8 por ciento, la usaron para referirse a la ciencia basura...
tracking img