Viaje al centro del hombre

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 17 (4062 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 12 de septiembre de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
Viaje al centro del hombre∗
por Carlos Llano Cifuentes** Introducción

La conciencia se halla obligada a plantearse tales cuestiones precisamente porque se encuentran, en cierto sentido, como escritas en los corazones. No escuchar la voz de la conciencia en este ámbito conduce a una frustración

fundamental, totalizante, que pone a os filósofos existencialistas temblar a las demás fuerzasdel hombre. Se puede, en última instancia, vivir existencialmente satisfecho, aunque

subrayan el hecho de que el hombre se define más por sus proyectos a futuro que por su condición real presente. Las preguntas que muchas veces nos hacemos: ¿cómo soy?, ¿cuáles son mis capacidades y limitaciones?, ¿cuánto valgo?, deben complementarse con estas otras, que tal vez nos digan más de nosotros mismos:¿cuáles son mis ideales?, ¿en qué consiste mi proyecto personal de vida? ¡Mal

material o sexualmente frustrado; lo inverso, en cambio, coloca al hombre en un abismo insalvable. A las verdaderas preguntas sobre mi proyecto de existencia: ¿qué puedo ser?, ¿qué quiero ser?, no puede

contestarse banalmente diciendo que quiero ser millonario, banquero o

ministro. Mi ser es mucho más que lafortuna que pueda llegar a tener o el oficio que ejerceré en el futuro. A la pregunta sobre qué quiero ser se responde con cualidades internas que se identifican a tal punto conmigo mismo

estaríamos si no pudiéramos responder a estas cuestiones! ¡Y peor aún si no somos lo bastante valientes para

formularlas!
Síntesis realizada por la Lic. Paola Gabriela Millán Malo del libro Viaje al Centro delhombre (Diana. México. 1999, 123 págs.) de Carlos Llano Cifuentes, la que ha sido publicada anteriormente en la Revista Istmo, Marzo-abril, 2000, Nº 247. Carlos Llano, Director fundador y actual Consejero de Istmo; Presidente fundador del Consejo Superior del Instituto Panamericano de Alta Dirección de Empresa (IPADE) y Profesor del Área de Factor Humano del mismo; Profesor en la Facultad deFilosofía de la Universidad Panamericana, México; Miembro de la Comisión de Derechos Humanos del Distrito Federal,
**


que configuran mi personalidad, lo que en términos La técnicos se denomina a estas

carácter. preguntas

contestación el

representa

auténtico

proyecto de existencia. ¿Quiero ser noble o rastrero?, ¿veraz o mentiroso?,
México; autor de obras filosóficas y ¿superficial o profundo?, ¿generoso o egoísta?... Mientras yo no elija mi vida en relación con estos parámetros, los proyectos de mi existencia serán fútiles. El hombre de hoy tiene delante de sí, lo sepa o no, esta ineludible opción: por un lado, un proyecto de vida hedonista, consumista, puntiforme,

entenderse habitualmente de manera general, es fácil concebirla de forma equívoca en sus detalles.Muchas veces, aparece como la serie de condiciones materiales de vida que permiten una calidad de existencia propia del hombre. Sin embargo, la dignidad desde este punto de vista se limita o se confunde con el bienestar material. Otras veces se toma como pretexto para sentirse

permisivo y cobarde. Por otro, una alternativa de existencia anclada en el compromiso, la renuncia y el don de sí. Elprimer camino se hace en función de la persona que lo emprende: todas sus notas son no sólo subjetivas, sino egoístas. El segundo, se hace en función de los demás. ¿Cuál de ellos debe ser elegido para la única vida con la que contamos? Cada persona debe responder para sí esta pregunta porque le va en ello, precisamente, la vida. De la posición que tomemos dependerá que nuestra existencia tenga sentidoo sea estéril.

ofendido, convirtiéndose frecuentemente en apoyo de la propia soberbia. El concepto de dignidad, como la civilización de Occidente lo interpreta, cala mucho más profundo. Cuando decimos que el un hombre ser es digno,

fundamentalmente

queremos decir que tiene un carácter absoluto. No es algo muy valioso, sino que está más allá del valor. La idea toral es que el hombre...
tracking img