Victoria del cenepa

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 7 (1578 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 28 de abril de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
LA GUERRA DEL CENEPA
Era previsible que el Perú, luego de no lograr la delimitación de 78 Km en el sector de la cordillera del Cóndor, a pesar de haber pretendido imponer su voluntad con los bombardeos de los puestos militares de Paquisha, Mayaico y Machinaza, en 1981, continuaría en su afán de poner los hitos unilateralmente.
En efecto, el Ejército peruano planificó incursiones clandestinas yprogresivas en territorio nacional.
El destacamento de Pachacútec fue motivo de fricciones diplomáticas y militares entre Ecuador y Perú.
El gobierno ecuatoriano, luego de establecer que el puesto militar Pachacútec encontrabase unos 500 metros dentro de la jurisdicción nacional, hizo los reclamos pertinentes a través de su cancillería, pero tuvo como respuesta el argumento insólito de que erael puesto militar de "Teniente Hugo Ortiz" el que estaba en territorio peruano, posición que el Perú la convirtió en tesis y reclamo de una contraofensiva hábil y mañosamente montada, con el satánico propósito de cohonestar su incursión en territorio ajeno.
En julio de 1991 las tensiones suben de nivel cuando el ejército ecuatoriano ubica cerca de Pachacútec el puesto militar de "Etza". Con elpropósito de aminorar la situación cada vez más tensa y peligrosa, los cancilleres de Ecuador, Diego Cordovez; y de Perú, Carlos Torres y Lara, el 24 de agosto de 1991 convinieron imponerse un "pacto de caballeros",que si logró reducir la tensión, no pudo tener vigencia ni cumplirse en todo su contenido (1).
Obviamente el problema limítrofe tenía que subsistir. En los últimos meses de 1994 sedescubrió la incursión de patrullas peruanas en el sector del Cenepa. El encuentro con patrullas similares ecuatorianas iba acentuando tensiones inquietantes. Estas se incrementaron cuando el comandante peruano del batallón de Infantería de Selva (Bis) "Callao" exigió del Tcrn. Aquirre, comandante del batallón de Selva "Gualaquiza", que desalojara de inmediato sus bases de las cabeceras del Cenepa, sopena de hacerlo por la fuerza de las armas. Esta actitud preponderante alertó a los mandos militares que planificaron el rápido incremento de personal a la zona amagada.
DESARROLLO DE LAS OPERACIONES
El 23 de enero de 1995, pilotos ecuatorianos que realizaban reconocimientos aéreos descubrieron un helipuerto en la cabecera del Cenepa. Dicho aeropuerto fue denominado posteriormente Base Norte ycomo el control de tropas peruanas constituía real peligro para permanencia y seguridad física de nuestras bases, el mando militar ecuatoriano dispuso el desalojo de fuerzas enemigas y la captura y posesión del mencionado helipuerto.
(1) Tcrn.(s.p.) Edison Macías Núñez, Vida, Lucha y Hazañas de nuestros héroes, Editorial Pedagógica "FREIREII, 1991
(1) Tcrn (s.p.) Edison Macías Núñez, Más alla deldeber, Editorial Pedagógica "FREIRE",Riobamba, Ecuador, 1998
El 28 de enero se inició la toma del objetivo y su control definitivo se logró fines de mes.
A partir del 27 de enero, los ataques peruanos a Cueva de los Tayos, Base Sur, la "Y", destacamentos de "Teniente Ortiz", "Soldado Monge", Tiwintza, inclusive "Cóndor Mirador", se intensificaron a tal punto que se preveía que el conflictopodría generalizarse. Paralelamente entró en acción la diplomacia ecuatoriana que exigía de los países garantes incite al Perú para que firme el compromiso cese de fuego. El Ecuador inició unilateralmente el cese de hostilidades, no así el Perú que intensificaba los ataques a las bases ecuatorianas.
El 10 de febrero se suscitaba un dramático combate aéreo cuando dos aviones Sukoi (SU-22) peruanos y unavi6n A=37 fueron derribados por aviones de combate de la Fuerza Aérea del Ecuador.
Esta situación y la tenaz resistencia de nuestras bases militares motivó posiblemente al Presidente Alberto Fujimori que declarase unilateralmente el 13 de febrero, el cese de fuego, decisión que sorprendió a los ecuatorianos e incluso a los países garantes.
Sin embargo, tal cese de fuego constituyó un ardid...
tracking img