Voltaire

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 14 (3403 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 14 de noviembre de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
VOLTAIRE
De
Si Dios no existe, habría que inventarlo, pero toda la naturaleza nos grita que existe.

INDICE
TEORIA Y VIDA DEL FILOSOFO
RESUMEN DE CANDIDO

TEORIA Y VIDA DEL FILOSOFO
François-Marie Arouet, alias Voltaire, es sin dudas el autor que, en la conciencia cultural del 1700, y también en la posterior, mejor representa los caracteres, los ideales y los limites del iluminismofrancés. En él, escritor extremamente fecundo que experimenta todos los géneros literarios, también los más , conviven el filosofo, el histórico, el político, el poeta y el novelista. Todas estas actividades son acumuladas con un espíritu critico que oscila entre la temeraria ironía y el sarcasmo más corrosivo, sobre todo dirigido a la Iglesia Católica (Aplastad al infame era uno de sus modos) ya los prejuicios en general, que impiden al hombre pensar con su cabeza, sirviéndose de la propia razón, la vela que nos ilumina el camino (Como lo había definido Locke). La vida de Voltaire es una vida que responde bien al nuevo estilo del iluminismo. Nacido en París en 1694, él fue un exponente de aquella acomodada burguesía francesa que comenzaba a asumir un papel de primer plano en la vidaeconómica y cultural del país. De joven fue un asiduo frecuentador de los salones parisinos, en los que circulaba una cultura de franca inspiración libertina, que resentía mucho de aquella multitud de pensadores en Francia del 1600. Una ofensa perpetrada al caballero di Rohan le causó un breve encarcelamiento en la Bastilla y un largo exilio, durante el cual residió en Inglaterra, quedandofuertemente fascinado de la cultura y del estilo inglés. Durante su larga vida no le faltaron honores y cargos prestigiosos. Gracias a los oficios de Mme. Pompadour, favorita de Luis XV, fu nombrado historiador y poeta de la corte. Contemporáneamente entró en estrechos relatos epistolares con el futuro rey de Prusia, Federico II el grande, y, cuando sus relaciones con la corte francesa se estropearon porcompleto, se trasladó a Berlín cerca de su nuevo protector, ya en el trono. La amistad entre Voltaire, el philosophe por excelencia, y Federico II, el rey filósofo impregnado de racionalismo, es emblemática de relatos que la primera generación de ilustrados buscó de entretener con el poder político: la idea general era aquella de reformar todo para tener una sociedad más justa, en la cual dominarala razón y se buscara el bien del hombre, se busco entonces de reformar partiendo del otro, o sea buscando alianzas con los soberanos. Pero cuando advertirán la inoperancia de este proyecto, así es que entonces decidirán reformar desde “abajo” y estallará la Revolución Francesa. La critica de la tradición no venia todavía entendida como ataque al poder constituido sino, sin poner en duda losfundamentos jurídicos-políticos del Absolutismo, los filósofos esperaban tener audiencia con los potentados, implicarlos en los programas racionalistas y promover a través de ellos, desde lo alto la reforma de la sociedad: todo esto dio lugar a la experiencia del absolutismo iluminado. Pero las esperanzas de Voltaire puestas en Federico II, como más tarde aquellas puestas de Diderot en Catalina deRusia, quedaron defraudadas, y el matrimonio entre filosofía y poder se tradujo súbitamente en divorcio, preludiando a la nueva función que los intelectuales iluminados deberían haber tenido en los decenios sucesivos. Caído en desgracia también ante la corte de Berlín, Voltaire se retiró primeramente en Suiza y después, por veinte años, en el castillo de Ferney, donde continuó la infatigable actividadde escritor. Su fama ahora era grandísima, y las nuevas generaciones de ilustrados vieron en el anciano “patriarca de Freney” una autoridad que a veces se podía discutir, pero no desconocer. Su regreso a París en 1778, poco antes de morir, más que octogenario, fue un verdadero triunfo: el iluminismo comenzaba a celebrarse y a ponerse en marcha, por consiguiente en el camino del ocaso. Después de...
tracking img