Yawar fiesta

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 29 (7204 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 23 de diciembre de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
ñía. E1 Subprefecto lo tiene marcado. Don Demetrio v don Antenor lo vigilan como diablos. Nos podemos fregar los dos. Hasta el amanecer conversaremos, si quiere.
Don Pancho quería rogar más. Era hombre, como el mejor. Pero sabia que a esa hora, todos los k'ayaus se estaban moviendo, que los comuneros-iban a salir, llenando el camino; que el Raura, el Tobías, Wallpa, el Paukar, iban a ir pordelante, haciendo tronar la quebrada con sus wakawak'ras.
Se paseaba en la prevención, a tranco laxgo. Una lámpara chica de gasolina iluminaba la cuád'ra. La sombra ancha de su cuerpo cruzaba la pared, aumentando,y bajándose, según la distancia a la lámpara. Hablaba:
-Creo nronto voy a desgraciarme con esos aduletes. ¡No hay más! Y el Gobierno también, ¿para qué se meterá en la vida de los pueblos?¿Quién friega de aquí al Gobierno? ¡Ahí está el santito Vicario! ¿Por qué ha hecho ese corralito de eucaliptos en Pichk'achuri? Entre él y los aduletes esos, hay acuerdo. Como pescado en sopera, el Misitu coleteará en ese corral. Rápido agarrará a los capeadores. No hay campo ¡carajo! ni para que se zurre el Misitu. Y una buena dinamita del "Honrao" hará reventar el trasero de los que se sienten enel palco. ¡Mejor! ¿No es cierto, señor Sargento? El que es hombre será hombre allí. Y comenzando por el torerito, van a dejar el moco todos los aduletes en ese corral. ¡Yo voy a ver eso! Se va a rajar todavía mi boca. cuando me ría, viendo a las niñas y a los alimeñaditos, orinando de miedo, cuando el Misitu alcance con la lengua los palquitos de eucalipto. ¡Jha earayá!
Se paraba a ratos juntoal Sargento.
-¡Déjame ir, werak'ocha! Veremos salir a los k'ayaus y nos regresaremos, tranquilos, como gente de palabra. El Sargento lo miraba, serio. Se le acercó, y le hizo sentar junto a la mesa que había al pie de la lámpara. -Jugaremos casino, don Pancho.
-¡Listo! Le juego la salida. Si le gano vamos a ver a los k'ayaus.
Se acomodó, apurado.
-Traiga el casinito, werak'ocha. ¡Rato menostanto! Sus ojos brillaron con fuerza, como si le hubieran abierto ya la puerta.
-;Don Pancho! ¡Usted parece criatura! Déjese de ,ainas! Si quiere nos tiraremos un pisco. Y levante el .:nimo. Para ver a los indios tiene cuánta ocasión todaía. Lo demás son mujeradas.
Don Pancho sacudió su cuerpo; levanto su cabeza, miro Jie frente al Sargento.
-Entonces, una libra por partido. -Que sea media.-¡Bueno, bueno! Suelte el casinito.
Cuando estuvieron jugando, llegó, desde lejos, pero bien claro, el llorar de los wakawak'ras. A don Pancho le pareció que la luz de la lámpara pestañeaba y se oscurecía un poco, cuando el cantar de les wakawak'ras entró a la cuadra. Llegó como una bocanada de aire, lo sintió en sus ojos, y su corazón se encogió de golpe; sintió como un calor fuerte en su sangre; comosi la lámpara, ardiera dentro de su pecho.
-¡Sargento! Soy un mujerao -dijo-. ¡Enciérreme en un cuarto oscuro! Adentro, en el patio, hay un cuarto donde ustedes guardan herramientas, los baldes y las escobas...
-Está bien.
Fueron al patio. Allí, en la oscuridad, apagando la voz delgadita de los grillos que llamaban desde las yerbas del corral, la voz de los wakawak'ras se oía mas claro;parecía que los luceros temblaban en el fondo triste del cielo porque el cantar de los wakawak'rris los sacudía. Don Pancho entró al cuartito oscuro, casi rozando el techo con su sombrero de paja. El Sargento le echo candado sin hablar nada. Y después se volvió a la cuadra.
-Este don Pancho es un cholo fregado. Si no lo tiemplan, él templará a más de uno.

En tropa cerrada llegaron los k'ayaus alriachuelo. Como cien comuneros tocaban wakawak'ras; el Raura era el mando de los cometeros. Salpicaron el agüita del riachuelo, como los caballos, cuando pasan a galope los charcos grandes que deja el aguacero.
-No se les ve las caras -decían los mistis desde la orilla del camino-. Pero seguro el Raura está animando a los cometeros. La tropa chica que va a la punta son los varayok's y el layk'...
tracking img