Yurupary

El único poema precolombino, sudamericano, escrito por el indio es el Yurupary. En el hallazgo de este documento se repite el proceso del Popol-Vuh. El conde italiano Ermanno Stradelli, baquiano en selvas y lenguas amazónicas, realizó cuatro viajes por el Vaupés, de 1881 a 1890. En el último de ellos el indio Maximino José Roberto le confió el texto de la leyenda, escrito de su puño y letra enlengua Ñengatý y en caracteres latinos, exactamente como en el poema de los mayas. Stradelli lo tradujo al italiano y lo publicó junto con los viajes en el “Boletín” de la Sociedad Italiana de Geografía. El historiador antioquieño Pastro Restrepo Lince lo tradujo al castellano, después de comparar la versión de Stradelli con la que cumplió en portugués el sabio brasilero J. Barbosa Rodríguez bajo eltítulo de “Paranduba Amagonense ou Kochiy-ma-uara parandub” (Río de Janeiro, 1890)
Las capacidades del indio José Roberto, nieto de una cacica famosa del Vaupés, no dejan duda sobre la autenticidad de la obra, según se desprende de los elogios que le dedica Stradelli en sus memorias. Pastor Restrepo Lince enriqueció el Yurupary con notas sobre temas mitológicos, botánicos, filológicos, que porsí mismas constituyen una obra de interés científico. Dicha versión está inédita.
¿Quién era el indio José Roberto y en dónde se hizo apto para escribir el poema de sus mayores? ¿Qué noticias existen del texto original? Si acaso la existencia del autor indígena fuera puesta en cuarentena por la crítica, la autenticidad literaria del poema no sufriría el menor quebranto. En tal caso podría pensarseque el conde Stradelli se ocultó tras un indio fabuloso para darnos el poema como dio Macpherson en 1761 el de Ossian, basado en documentos que no conoció la crítica. Stradelli era un hombre demasiado serio para incurrir en semejantes travesuras más propias del poeta que del sabio.
Si el territorio es nacionalidad, el Yurupary pertenece a nuestra literatura. El Vaupés constituye una entelequiageográfica de Colombia. El Yurupary es un poema heroico precolombino: aunque el autor lo hubiese escrito a fines del siglo pasado, el tema, auténticamente mágico, es anterior a toda influencia cristiana y a toda cultura que no sea la del Vaupés. El relato en la traducción de Restrepo Lince comienza así:
“En el principio del mundo una terrible peste se desató entre los habitantes de la sierra deTenuí y atacó exclusivamente a los machos. No escaparon sino unos pocos viejos inútiles, cargados de años y antiguo payé (hechicero). Apesadumbrados por esto las mujeres, y previendo la inminente extinción de su raza… resolvieron reunirse en consejo… Los pareceres más extraños y diversos se discutieron…
“El payé o hechicero, no habiendo sido consultado por las mujeres, después de algunasreconvenciones, fue a bañarse con ellas en el agua del lago de donde cada una salió con una sonrisa y una esperanza. Ahora, dijo el payé, cada una tiene en sus entrañas el germen de la vida. En verdad todas estaban grávidas; él las había fecundado sin que lo sospecharan.
“Hecho esto el viejo payé, con agilidad impropia de su edad, subió sobre la sierra de Duba. Cuando llegó allí dio un grito: é é é… y seperdió en el lago cuya superficie quedó toda cubierta de un polvo blanco con el cual el payé…había escondido su juventud. Diez lunas después, en el mismo día y a la misma hora, todas parieron, asegurando el futuro de las gentes del Tenuí.
“Entre los recién nacidos se encontraba una espléndida niñita que por su belleza fue llamada Ceucy. La Ceucy de la tierra era el retrato de la Ceucy del cielo ycreció hasta la edad de los primeros amores tan pura como la estrella de la mañana. Un día deseó comer la fruta del pihycán… prohibida a las doncellas y se internó en el monte. Fácilmente encontró la fruta deseada… La bella muchacha escogió las más apetitosas y maduras… y comenzó a comerlas… hasta saciarse… Se dio cuenta de que su virginidad no existía… En sus vísceras sentía alguna cosa...
tracking img