Zaratustra

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 11 (2535 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 26 de abril de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
Friedrich Nietzsche
Así habló Zaratustra
Inicia el libro con los discursos de Zaratustra
El libro para mi genera un aspecto de superación personal fuera del ámbito religioso tratando de generar una nueva corriente para su tiempo, impulsando de una manera la ciencia y así mismo la importancia del hombre como hombre, ante todo como centro del universo y para generar esto destruye la existenciade un dios y genera al súper hombre.
Así habló Zaratustra capitulo uno, habla de él estar en su meditación, fuera de su patria sólo en el lago de su patria en las montañas. Mencionando la tragedia, cuando habla con el santo y él sabe que el santo está equivocado ya, porque no se ha enterado que dios a muerto, trata de decir, que la religión con su ideología, poniéndola como el santo, como a unsacerdote que ya está en lo erróneo con respecto a su manera de pensar, porque no sea enterado que dios está muerto, que ya no importa dios para Zaratustra sino el origen del súper hombre como el inicio de la ciencia y la ilustración.
Pero Zaratustra en la obra salió de su patria a los 30 años de una manera para asimilarse como Jesús como más que un súper hombre, un supuesto dios o salvador pordar a conocer la nueva verdad, además por unas reacciones como: esa es la edad, en que Jesús comienza su predicación. En el buscando una relación, Zaratustra y Jesús es ésta la primera de las confrontaciones. como se muestra a lo largo de toda la obra, como en capitulo dos, cuando el equilibrista se cae en la plaza de su patria y muere, y toma una imagen de Zaratustra como un semidiós o como unapersona que tiene toda la razón del mundo como un súper hombre, el afirmándolo de esta manera porque el hombre cae y se muestra arrodillado ante él, en su lecho de muerte ante Zaratustra dando una imagen como de semidiós como diciendo que él es la salvación de una manera explícita, generando que Zaratustra es en parte una anti figura de Jesús según mi manera de pensar.
Y así, la edad en que Jesúscomienza a predicar es aquella en que Zaratustra se retira a las montañas con el fin de prepararse para su tarea, otra relación en común. Inmediatamente después aparecerá una segunda contraposición entre ambos: Jesús pasó sólo cuarenta días en el desierto; Zaratustra pasará diez años en las montañas. Zaratustra volverá a pronunciar esta misma invocación al sol al final de la obra.
Esta mismafrase se repite luego. El ocaso de Zaratustra termina hacia el final de la tercera parte, en el capítulo titulado el convaleciente, donde se dice: así acaba el ocaso de Zaratustra.

La plaza pública haciendo referencia cuando habla Zaratustra y el comenta sus ideales su pensar y la gente de la plaza se ríe de él pero de su ideología en particular el súper hombre como algo difícil de aceptargenerando un ideal.
Sobre el superhombre, expresión que ha dado lugar a confusiones, Nietzsche en la palabra superhombre, que designa un tipo de óptima constitución, en contraste con los hombres modernos, con los hombres buenos, con los cristianos. Es una palabra que, en boca de Zaratustra, conlleva en el texto, a que se convierta en una palabra muy digna de reflexión, siendo entendida, como deinocencia, en el sentido de aquellos valores, donde se ha manifestado en la figura de Zaratustra, es decir, se entiende como tipo ideal, de una especie superior de hombre, digna de valoración como centro del universo.
Y aquí acaba Zaratustra en el libro: pues en este punto el griterío y el regocijo de la multitud, lo interpone: ¡danos ese último hombre, oh Zaratustra, gritaban haz de nosotros esosúltimos hombres! ¡el superhombre te lo regalamos!. y todo el pueblo daba gritos de júbilo y chasqueaba la lengua. Pero Zaratustra se entristeció y dijo a su corazón: no me entienden: no soy yo la boca para estos oídos. Sin duda he vivido demasiado tiempo en las montañas, he escuchado demasiado a los arroyos y a los árboles: ahora les hablo como a los cabreros. Inmóvil es mi alma, y luminosa como...
tracking img