Y en ellos, jesús dejó su huella

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 5 (1034 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 23 de mayo de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
Y EN ELLOS, JESÚS DEJÓ SU HUELLA

“No he venido a llamar a conversión a los justos, sino a pecadores” (Lc 5,32), éstas palabras de Jesús, aún siguen resonando en nuestra Iglesia universal, pero lamentablemente los cristianos nos hemos hecho sordos a ellas como muchos contemporáneos de Jesús, sus palabras hechas vida, nos siguen pareciendo ilógicas e incomprensibles al grado de criticar yreprochar a Jesús por su forma de ser y actuar.
La conversión de algunos que conocieron personalmente a Jesús, iluminan nuestro intelecto, para convencernos de que la cuestión sobre el cambio de vida es posible, y tan diverso como el número de seres humanos a lo largo de la historia.
Pero, antes de empezar a escudriñarlos, cabe hacernos la pregunta ¿es posible aún para mí la conversión? Con ella ennuestra mente, partamos hacia ésta aventura y disfrutemos de todo cuanto contiene; dejemos que la experiencia de algunos de los convertidos hable por sí misma y sea ella quien nos de la respuesta.
Iniciemos pues, con un hombre que en su tiempo fue el pecador, el malo, el insensato, a quien rechazaban todos, el ratero, traidor, y por tanto, el inmerecido de salvación: Zaqueo (Lc 19,1-10). Él nosenseña principalmente que es posible dejarnos llevar por la curiosidad, esa que nos lleva al deseo de conocer a alguien de quien tanto han hablado, él quiere ver a Jesús, por ello se esforzó al subir al “árbol de la humildad” y se hizo uno con él, para poder ver a Jesús. Y ante las palabras: “Zaqueo, baja pronto, por que hoy tengo que hospedarme en tu casa”, surge la conversión, simultáneamentecon el encuentro con Jesús, el cual hace eco en una casa, al grado de llegar la salvación y la santidad. Toda conversión trae consigo un encuentro verdadero con Jesucristo.
Pero, no todo es fácil, la realidad externa es diversa, las críticas y murmuraciones farisaicas ante un nuevo converso que estaba perdido, se hace palpable e incomprensible, ¿cómo Jesús comparte la mesa, el alimento que davida, con un pecador y rico?, y en nuestros días ¿cuántas veces los cristianos piensan que la salvación es sólo para los pobres? Que la Misa es exclusivamente para quienes no han robado, para quienes no han traicionado, para los justos que se comportan como el hijo mayor de la Parábola del hijo pródigo, que siempre está ahí pero que no disfruta del amor paternal. Pero, éste no es ahora nuestroobjetivo, sino seguir aprendiendo de conversiones específicas.
La conversión zaqueana nos muestra que se requiere de esfuerzo de humildad para conseguir un encuentro con Jesús, y que en ese choque viene precisamente el cambio de mentalidad y así, una ruta diferente. Nos enseña que hay que hacer caso omiso a las opiniones negativas. Para aquellos que consideran imposible e innecesario éste cambio(fariseos), significa que no desean alcanzar la santidad; puesto que, para ser santos, se requiere la conversión, desde lo más íntimo de la persona.
Por otra parte, en la Sagrada Escritura, sobretodo en el Nuevo Testamento, se hace palpable la experiencia de que la conversión es posible para el género femenino. Existe una pecadora (el nombre es lo de menos, hasta el evangelista lo omite) que ungelos pies de Jesús, los besa, con sus lágrimas los humedece y con sus cabellos los seca (Lc 7,33-48); ella, nos enseña que para alcanzar la conversión, al igual como hizo Zaqueo, hay que tomar la iniciativa, hay que arriesgarse a tener un encuentro con Jesús, hacerle caso a Dios, aunque, la gran diferencia aquí, es que para alcanzar la salvación se requiere de fe; hay que llorar nuestros pecados,postrándose de rodillas frente a Jesús y esperar a que Él nos diga: “Tu fe te ha salvado, vete en paz”.
Hay otra mujer que nos muestra que en la vida ordinaria (Jn 4,5-30) también se encuentra al Mesías, la Samaritana, que en su camino diario hacia el pozo de Jacob para llevar agua para sus labores domésticas, nos da la pauta para entender que en el cansancio, en el ir y venir cotidiano nos...
tracking img