Chesterton El hombre comun

Páginas: 354 (88412 palabras) Publicado: 17 de enero de 2016
EL HOMBRE COMÚN
G. K. CHESTERTON

Digitalizado por
http://www.librodot.com

Librodot

El hombre común

G. K. Chesterton

2

El hombre común
La explicación o la excusa de este ensayo se encontrará en cierta
idea que a mí me resulta clarísima, pero que en realidad nunca vi enunciada por ningún otro. De cierta manera cruza la frontera de la controversia en boga. Puede usarse a favor de lademocracia o en contra, según
se escriba con mayúscula o no esa palabra de doble filo. Puede relacionarse, como la mayoría de las cosas, con la religión; pero solamente
de modo muy indirecto con mi propia religión. Es básicamente el
reconocimiento de un hecho, aparte de la aprobación o desaprobación de
ese hecho. Pero sí involucra la aseveración de que lo que en realidad
ocurrió en el mundo moderno, esprácticamente lo contrario absoluto de
cuanto se supone debió ocurrir.
La tesis es ésta: que la emancipación moderna en realidad ha sido
una nueva persecución del Hombre Común. Si ha emancipado a alguien,
de manera especial y por estrechos caminos, ha sido al Hombre
Excepcional. Ha brindado una especie de libertad excéntrica a ciertos
hobbies de los hombres de fortuna o, en ocasiones, a algunas delas
locuras más humanas de la gente culta. Lo único que ha prohibido es el
sentido común, como lo hubiera entendido la gente común. De esta
manera, si comenzamos por los siglos XVII y XVIII, descubrimos que el
hombre en realidad ha obtenido mayor libertad para fundar una secta.
Pero el Hombre Común de ninguna manera quiere fundar una secta. . Es
mucho más probable que quiera, por ejemplo, fundar unafamilia. Y es
exactamente allí donde es muy posible que los emancipadores modernos
comiencen a frustrarlo: en nombre del progreso, en nombre del
Infanticidio.
Sería un modelo de libertad moderna decirle que puede, predicar
cualquier cosa, por más extraña que sea, acerca de la Maternidad de la
Virgen, mientras evite referirse al nacimiento natural; y decirle que gustosamente se le permite edificaruna capilla de lata para predicar un
credo de dos centavos, basado enteramente en el texto "Enoch engendró
a Matusalén", al mismo tiempo que se le prohíbe engendrar a nadie. Y a
la luz de la realidad histórica, las sectas que disfrutaron de esa libertad
sectaria en los siglos XVII y XVIII fueron generalmente fundadas por
mercaderes o industriales de las clases que gozan de comodidades y a
veces delujos. Por otra parte, esos proyectos de esterilización se dirigen
y se aplican generalmente a las clases bajas, para usar el título moderno
y liberal que se les da a los pobres.
Lo mismo ocurre cuando pasamos del mundo protestante de los siglos XVII y XVIII al mundo progresista de los siglos XIX y XX. Aquí la
forma de libertad más aclamada, como vanagloria y como dogma, es la
libertad de prensa.Ya no es solamente una libertad de panfletos, sino una
libertad de periódicos; o mejor, es cada vez menos una libertad para
convertirse cada vez más en un monopolio. Pero lo importante es que el
proceso, la prueba y la comparación son los mismos que en el primer
2

Librodot

Librodot

El hombre común

G. K. Chesterton

3

ejemplo. La emancipación moderna significa lo siguiente: que cualquieraque puede costear un periódico, lo puede publicar. Pero el Hombre
Común no querría publicar un periódico, aunque pudiera costearlo.
Podría desear, por ejemplo, seguir hablando de política en un bar o en el
vestíbulo de una hostería. Y éste es precisamente el tipo de charla
realmente popular sobre política que los movimientos modernos han
abolido a menudo: las viejas democracias, al prohibir lastabernas; las
nuevas dictaduras, al prohibir la política.
También es vanagloria de la ética y la política recientemente emancipadas no poner mayores impedimentos a cualquiera que quiera publicar
un libro, especialmente si es científico, plagado de psicología y sociología;
y tal vez inevitablemente lleno de perversiones y amable pornografía. A
medida que creció esa tendencia moderna, se hizo cada...
Leer documento completo

Regístrate para leer el documento completo.

Estos documentos también te pueden resultar útiles

  • Pensamientos del hombre común para el común
  • El hombre prehistorico y sus comunidades
  • Freud , un hombre comun, extraordinario
  • El Bien Comun En Torno Al Hombre
  • El hombre en busca del sentido comun
  • Un hombre común con una voluntad extraordinaria
  • hombre, comunidad, sociedad, liderazgo
  • Hombre, Comunidad Ty Sociedad

Conviértase en miembro formal de Buenas Tareas

INSCRÍBETE - ES GRATIS