Toffler Alvin, El cambio del poder

Páginas: 16 (3768 palabras) Publicado: 8 de febrero de 2015
Toffler Alvin, El cambio del poder, Barcelona, Plaza y Janes editores, 1991. Cáp. VI.

VI CONOCIMIENTO: UNA RIQUEZA HECHA DE SÍMBOLOS
Existió una vez un tiempo en que la riqueza era elemental. Se poseía o no se poseía. Lira sólida. Material. Y resultaba fácil comprender que la riqueza daba poder y el poder, riqueza.
Era sencillo porque tanto el uno como laotra se basaban en la tierra.
La tierra era el capital más importante de todos. La tierra era única —en el sentido de que si uno la usaba, ni uno, ni otro podía usarla al mismo tiempo—. Y, aun mejor, eminentemente tangible. Se podio medir, cavar, revolver, pisar, sentir entre los dedos de los pies y, la tierra correr entre los dedos de las mano. Generación tras generación de nuestros antepasadosla poseyó o tuvo hambre de ella y por ella.
La tierra se transformó cuando las chimeneas de las fábricas comenzaron a poblar los ciclos. Las máquinas y los materiales para la producción industrial, más que la tierra, pasa a ser la forma más necesaria de capital: hornos para las láminas de acero, cadenas de montaje, soldadoras por puntos maquinas de coser; cobre y níquel.
Este capitalindustrial era único, a pesar de todo. Si se usaba un horno en una acería para hacer bloques de motor de fundición, nadie podía usar ese horno al mismo tiempo.
Pero el capital era Material, todavía. Cuando J. P: Morgan y otros banqueros invertía en una compañía, buscaba «activos tangibles» en sus balances. Cuando los banqueros negociaban algún préstamo, tenían garantías «fundamentales, materiaIes,tángibles. Cosas sólidas.
Sin embargo, al contrario de la mayoría de los terratenientes que conocían su riqueza íntimamente, que conocían cada colina, cada campo, cada manantial y cada huerto, pocos inversores de la era industrial llegaron a ver, y mucho menos a tocar, las máquinas y minerales en que su riqueza se basaba. En vez de eso, el inversor recibía un papel, un mero símbolo, unas obligaciones ounas acciones que representaban determinada fracción del valor de la Sociedad que utilizaba el capital.
Marx comentaba lo apartado de su producto que se sentía el trabajador. Pero también se podría hablar de lo apartado que está el inversor de la fuente de su riqueza.
En nuestros días, y a un ritmo que hubiera cegado a Marx y/o a Morgan, el capital se está transformando de nuevo.
Dentro delcráneo
A medida que los sectores de servicios e información crecen en las economías avanzadas, y a medida que la propia fabricación se informatiza, la naturaleza de la riqueza cambia necesariamente. Mientras que los inversores en los sectores más atrasados de la industria todavía consideran críticos los tradicionales «activos tangibles» —instalaciones, maquinaria y existencias—los inversores en lossectores más avanzados y de más rápido crecimiento confían en factores radicalmente diferentes para respaldar sus inversiones.
Nadie compra una acción de «Apple Computer» o de «IBM» por los activos materiales de la firma. Lo que cuenta no son los edificios o las máquinas de la compañía, sino los contactos y el poder de su equipo de marketing y ventas, la capacidad de organización de su dirección ylas ideas que bullen en el cerebro de sus empleados. Desde luego, esto mismo es cierto a lo largo y ancho de todos los sectores de la economía de la Tercera Ola —en empresas como «Fujitsu» o «NEC» en Japón, «Siemens» en Alemania Occidental, «Groupe Bull» en Francia y «Digital Equipment», «Genentech» o «Federal Express» en Estados Unidos—, la simbolización representa, en un grado pasmoso, nada másque otros símbolos.
El cambio a esta nueva forma de capital hace saltar por los aires los supuestos que sostienen tanto a la ideología marxista como a la economía clásica, fundados por igual en la premisa del carácter finito del capital tradicional. Porque, al contrario que las tierras o las máquinas, que sólo puede usarlas una persona o una empresa a la vez, el mismo conocimiento es posible...
Leer documento completo

Regístrate para leer el documento completo.

Estos documentos también te pueden resultar útiles

  • El cambio del poder alvin toffler
  • alvin toffler
  • alvin toffler
  • Alvin toffler
  • Alvin Toffler
  • Alvin Toffler
  • alvin toffler
  • Alvin Toffler

Conviértase en miembro formal de Buenas Tareas

INSCRÍBETE - ES GRATIS