haRRY

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 5 (1211 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 3 de abril de 2013
Leer documento completo
Vista previa del texto

Nombre: Jose Arturo Slater Gutierrez
Matrícula: 2681748
Nombre del curso:
Historia de México 2
Nombre del profesor:
Alfredo Gomez Delgado
Módulo: 1
La Historia como Ciencia
Actividad: 3
El objeto Historico
Fecha: 30-01-13
Equipo: no requerido
Bibliografía:http://bbsistema.tecmilenio.edu.mx/webapps/portal/frameset.jsp?tab_tab_group_id=_2_1&url=%2Fwebapps%2Fblackboard%2Fexecute%2Flauncher%3Ftype%3DCourse%26id%3D_112505_1%26url%3D http://dieumsnh.qfb.umich.mx/la_historiografia.htm


Título: Subjetividad y objetividad

Introducción: La Subjetividad nos referimos a todo aquello que esta basado en sentimientos o intuiciones muy propias de una persona.
La objetividad puede definirse como todo lo relacionado con el objeto que es independiente de la forma de pensar osentir del sujeto

Desarrollo:
Investigar en internet o en otra fuente, historias de tu país en las que la subjetividad histórica esté presente (historias oficiales), posteriormente investiga sobre la importancia de la objetividad en la investigación histórica.
La Independencia tuvo sus “juglares”, . Hacerla objeto de estudio y, a la vez, llevar a cabo su apología, esto es, la defensa del derecho,de la población americana a participar en la conducción de su destino político, los obligó a recurrir a las mejores armas. Fue entonces que -siguiendo la vía abierta por los jesuitas expulsados de América y España- tuvieron que construir argumentaciones y ofrecer pruebas para fundar sus asertos; pruebas argumentales que emanaban de una interpretación histórica providencialista, que era la queentonces, no obstante los atisbos de racionalismo, seguía estando viva, con independencia de que su soporte fuese verbal o documental.
En el trance de defender a través de las ideas -más que con las armas- el derecho de los americanos a la autonomía, primero y a la independencia después, se empezó a acrisolar la escuela histórica mexicana. Y es que las expresiones de los primeros analistas delproceso de emancipación, nacen del ojo del huracán de un intenso debate político de hondas raíces sociales.
En efecto, los americanos, que de distintas maneras habían reclamado su derecho a participar en las decisiones que afectaban la tierra donde habían nacido, recibieron intempestivamente el reconocimiento de ciudadanos, en razón de las circunstancias políticas que reinaban en España.
Los términoshistóricos de la confrontación social están determinados en primera instancia: para España la historia, el pasado, era el argumento en contra de la independencia de las colonias; para los americanos, era ese mismo pasado el que la justificaba plenamente.
Este era, en el fondo, un razonamiento semejante al que formularon Primo de Verdad, Melchor de Talamantes e Hidalgo; la novedad en el caso deMier radica en el soporte de sus aseveraciones.
Bajo la premisa de que el historiador debe “dar la nata de su saber”, en el trance de la defensa del derecho de los americanos a la Independencia el dominico rebelde ofrece argumentos, pliegos y documentos que comprueban, con rigurosa cita a pie de página, sus afirmaciones, apelando, incluso, a una argucia de litigante: sustentar sus tesis utilizandolas pruebas que exhibe el opositor.
Proceder semejante, aunque con objetivos distintos, es posible observar en los pasajes de las obras de Carlos María de Bustamante, cuando dibuja aquellas imágenes vivaces de los insurgentes y los realistas, con las que no sólo se trata de defender la independencia, sino de crear el sentimiento patriótico, a fin de hacerla perdurable. Así, emergen de su CuadroHistórico, escenas formidables que elevan a los héroes hasta la apoteosis. Con Bustamante, al llevar a cabo la lectura mexicana de Michelet, cobra fuerza un género cultivado con prodigalidad en nuestro país, la hagiografía cívica.
Una tesitura análoga, por lo que toca al diseño argumental y al ofrecimiento de pruebas, se puede hallar en los textos de Lucas Alamán, José María Luis Mora y Luis G....
tracking img