2 De octubre de 1968

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 6 (1430 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 26 de septiembre de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
Josefa Ortiz de Domínguez
La Corregidora de Querétaro doña Josefa Ortiz de Domínguez es la más conocida, la más recordada de las heroínas de México.
Nació en la capital del Virreynato de la Nueva España el 19 de marzo de 1771, hija del capitán del regimiento de "los morados" don Juan José Ortiz y de su esposa la señora Manuela Girón. Al quedar huérfana fue a hacerles compañía a las señoritasGonzález, que habitaban la casa número 25 de las calles de Santa Clara y quedó bajo la patria potestad de su hermana mayor María Sotero quien, el 16 de mayo de 1789 solicitó del Real Colegio de San Ignacio de Loyola, mejor conocido por el "Colegio de las Vizcaínas", un lugar para Josefa, el cual le fue concedido a partir del día 30 del mes y año citados.
En ese entonces era visitante asiduo de "LasVizcaínas" el licenciado don Miguel Domínguez y, a primera vista se prendó de la juventud y modestia de la nueva educanda y decidió en su viudez, hacerla su esposa. Cuando el idilio se había formalizado, María Sotero intervino y sacó del colegio a su hermana el 31 de marzo de 1791. El letrado insistió en sus pretensiones y dos años más tarde se solemnizaba el enlace del abogado y la huérfana, el24 de enero de 1793. Ella, de 22 años escasos y él de 37 cumplidos.
El licenciado Domínguez era influyente, desempeñaba a la sazón la Secretaría de la Real Audiencia y corría la fama de las consideraciones que le habían dispensado los Virreyes Branciforte y Azanza y las que le dispensaba don Félix Berenguer de Marquina, mandatario al que le pidió el nombramiento de Corregidor de la ciudad deQuerétaro, importantísimo puesto que le fue conferido en las postrimerías de 1801 o en los primeros días de enero de 1802.
En la ciudad de Querétaro se significaron don Miguel y doña Josefa como una pareja en la que se hermanaban la experiencia y el entusiasmo y pronto despertaron simpatías entre los dirigentes de la sociedad queretana. En pláticas y en tertulias "los Corregidores" manifestaban sussimpatías por la Justicia; su disgusto ante los abusos y sus francos razonamientos en pro de los indios despojados y de las clases menesterosas faltas de conocimientos y de influencia. La consolidación de los capitales de obras pías obligó al Corregidor a formular enérgicas representaciones ante el Tribunal de Minería y las quejas llegaron hasta el Virrey don José de Iturrigaray que le suspendió enel puesto, lo concentró en México y lo retuvo a su lado en los angustiosos meses de agosto y septiembre de 1808. Entonces oyó el licenciado Domínguez la conveniencia de organizar el Virreynato de acuerdo con las doctrinas democráticas, representativas e igualitarias.
Al volver a Querétaro y cambiar impresiones con su esposa, propiciaron las reuniones de la casa número 14 de la calle del Descanso;de la casa número 4 de la calle de la Cerbatana y aun las que se improvisaban en el propio comedor y en la sala de su casa habitación.
El capitán del Regimiento de Dragones de la Reina don Ignacio Allende cortejaba a una de las hijas de los Corregidores y de los cambios de impresiones que tuvieron con él se formó lo que en la Historia Nacional se llama "La Conjuración de Querétaro" en la cualparticipaban abogados, militares, burócratas, comerciantes, etc., y en la que se significaba por su fe, su entusiasmo y lo incontenible de sus ansias libertarias, doña Josefa Ortiz de Domínguez.
"La Conjuración de Querétaro", al llegar el mes de septiembre de 1810, fue objeto de cinco diversas denuncias y una de ellas, la de Francisco Bueras al Juez Eclesiástico Rafael Gil de León, hizo que elcomandante militar García Rebollo ordenara al Corregidor Domínguez el cateo de domicilios y la aprehensión de don Epigmenio y don Emeterio González a quienes hallaron, en su comercio de abarrotes, lanzas, pólvora y balas.
Era el 14 de septiembre cuando doña Josefa, encerrada con llave por su esposo el Corregidor, llamó desde su recámara en forma convenida al alcaide Ignacio Pérez; éste advirtió la...
tracking img