cuento cuento

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 5 (1102 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 29 de mayo de 2013
Leer documento completo
Vista previa del texto

- Vivía una vez en Damasco un buen y trabajador aldeano que tenía tres hijas. Un día, conversando con un “cadí”, declaró el campesino que sus hijas estaban dotadas de gran inteligencia y de raro poder imaginativo.
El “cadí”, envidioso, irritose al oír elogiar al rústico el talento de las jóvenes, y dijo:
- Ya es la quinta vez que oigo de tu boca elogios exagerados que exaltan la sabiduría detus hijas. Voy a probar si ellas son, como afirmas, tan ingeniosas y perspicaces.
Mandó el “cadí” llamar a las muchachas y les dijo:
- Aquí hay 90 manzanas que ustedes deberán vender en el mercado. Fátima, que es la mayor, llevará 50; Cunda llevará 30, y la pequeña Siha venderá las 10 restantes.
Si Fátima vende las manzanas a 7 por un denario, las otras deberán hacerlo por el mismo precio,esto es, a 7 por un denario; si Fátima fija como precio para la venta, tres denarios cada una, ese será el precio por el cual Cunda y Siha deberán vender las que llevan. El negocio debe hacerse de suerte que las tres saquen, con la venta de las respectivas manzanas, la misma cantidad.
- ¿Y no puedo deshacerme de algunas manzanas?, preguntó Fátima.
- De ningún modo –objetó, rápidamente, elimpertinente “cadí”-. La condición, repito, es esa: Fátima debe vender 50, Cunda 30 y Siha sólo podrá vender las 10 que le tocan. Y por el precio que venda Fátima venderán las otras. Hagan las ventas de modo que al final los beneficios sean iguales.
Aquel problema, así planteado, resultaba absurdo y disparatado. ¿Cómo resolverlo? Las manzanas, según la condición impuesta por el “cadí”, debían ser vendidaspor el mismo precio. En esas condiciones, era evidente que la venta de las 50 manzanas debía producir mayor beneficio que la venta de las 30 ó de las 10 restantes.
Como las jóvenes no atinaran con la forma de resolver el problema, fueron a consultar el caso con un imman[3] que vivía en la cercanía.
El imman, después de llenar varias hojas de números, fórmulas y ecuaciones, concluyó:
-Pequeñas: ese problema es de una simplicidad evidente. Vendan las 90 manzanas como el viejo cadí ordenó y llegarán sin error al resultado que él mismo determinó.
La indicación dada por el imman aclaraba el intrincado enigma de las 90 manzanas propuesto por el cadí.
Las jóvenes fueron al mercado y vendieron todas las manzanas: Fátima vendió las 50 que le correspondían, Cunda las 30 y Siha las 10 quellevara. El precio fue siempre el mismo para las tres, y el beneficio también. Aquí termina la historia. Toca ahora a nuestro calculista determinar cómo fue resuelto el problema.
No bien terminó el narrador de hablar, Beremís se encaminó al centro del círculo formado por los curiosos oyentes, y dijo así:
- No deja de ser interesante ese problema, presentado bajo forma de una historia. He oído muchasveces lo contrario; simples historias, disfrazadas de verdaderos problemas de Lógica o de Matemática. La solución para el enigma con que el malicioso cadí de Damasco quiso atormentar a las jóvenes campesinas, es la siguiente:
Fátima inició la venta fijando el precio de 7 manzanas en un denario. Vendió de ese modo, 49, y se quedó con 1, sacando en esa primera venta 7 denarios. Cunda, obligada avender las 30 manzanas por el mismo precio, vendió 28 por 4 denarios, quedando con 2 de resto. Siha, que tenía una decena, vendió 7 por un denario y se quedó con 3 de resto.
Tenemos así, como primera faz del problema:
 
Fátima
vendió
49
y se quedó con
1
Cunda
vendió
28
y se quedó con
2
Siha
vendió
7
y se quedó con
3
 
A continuación decidió Fátima vender la manzana que le quedabaen 3 denarios. Cunda, según la condición impuesta por el cadí, vendió las 2 manzanas en 3 denarios cada una, obteniendo 6 denarios, y Siha vendió las 3 suyas del resto por 9 denarios, esto es, también a 3 denarios cada una:
 

 
Terminado el negocio, como es fácil verificar, cada una de las jóvenes obtuvo 10 denarios, resolviendo así el problema del cadí. Quiera Alah que los perversos sean...
tracking img