El reparto de una herencia

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 4 (836 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 1 de junio de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
EL REPARTO DE UNA HERENCIA

Escenario: el despacho de un juez: su secretaria, varias sillas, una cartelera.

Personajes: el juez, el secretario, el sastre, un mendigo, la sobrina, la prima, lahija de la prima.

El juez (Isaac): (Entra seguido de la secretaria). Hoy nos espera un día de mucho trabajo. ¿Ya cito usted a los posibles herederos de Don Luciano?

La secretaria (Flora): Sí,señor. Están afuera esperando. ¡Qué ocurrencia la del señor Ramírez; hacer el testamento sin signos de puntuación! Ahora cada uno cree tener derecho a la fortuna.

El juez (Isaac): Para facilitar elasunto coloque Ud. señora secretaria el texto del testamento en la cartelera.

La secretaria (Flora): Ya lo tengo listo. (Lo coloca)

El juez (Isaac): ¡Excelente! Entonces, hágalos pasar.

(Sale lasecretaria y vuelve con los demás personajes)

El juez (Isaac): Señores, buenos días. Vamos a despachar pronto este asunto. Hace semanas le di una copia del testamento de Don Luciano Ramírez paraque lo analizaran y sacaran sus propias conclusiones y como ustedes saben, cuando les di el testamento no tenía ningún signo de puntuación que nos indicara cual era realmente su voluntad. (Lee eltestamento sin detenerse en ninguna palabra)

Dejo mis bienes a mi sobrina no a mi prima tampoco jamás se pagaran las cuentas del sastre nada para los mendigos todo lo dicho es mi voluntad.

(Lasecretaria toma asiento junto a la máquina de escribir y copia rápidamente todo lo que escucha)

La sobrina (Morely): yo, como sobrina suya que soy, tengo derecho a esa herencia. Mi tío no era muyducho en ortografía y por eso no le puso los signos de puntuación a su testamento. Pero estoy segura que su voluntad era hacerme su heredera universal. La puntuación del testamento es así:

Dejomis bienes a mi sobrina. No a mi prima. Tampoco jamás se pagaran las cuestan del sastre. Nada para los mendigos. Todo lo dicho es mi voluntad.

El sastre (Yohandry): ¡Absurdo! permítame que...
tracking img