Gadf

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 212 (52753 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 19 de mayo de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
                       

LAS VOCES DEL DESIERTO  Marlo Morgan 
        “He aquí la historia de una mujer valiente, que realizó un largo viaje a pie con los aborígenes y  asimiló toda la sabiduría de una tribu de remotos ancestros. Lo que ella aprendió y nos trasmitió es lo  que nosotros necesitamos re‐ descubrir: el contacto con la naturaleza y la fe en el conocimiento profundo de nuestro propio ser”.    Elizabeth Kübler‐Ross                                         

      ÍNDICE    AGRADECIMIENTOS  DE LA AUTORA AL LECTOR    1. LA DISTINGUIDA INVITADA  2. VOTOS FALSOS EN LA URNA  3. UN CALZADO NATURAL  4. PREPARADOS, LISTOS, ¡YA!  5. UN POCO DE ENTUSIASMO  6. EL BANQUETE  7. ¿QUÉ ES LA SEGURIDAD SOCIAL?  8. TELEFONÍA SIN HILOS  9. UN SOMBRERO PARA EL OUTBACK  10. JOYAS  11. SALSA 12. ENTERRADA VIVA  13. LA CURACIÓN  14. TOTEMS  15. PAJAROS  16. LA COSTURA  17. LA MEDICINA DE LA MÚSICA  18. EVOCADORA DE LOS SUEÑOS  19. SORPRESA DURANTE LA CENA  20. DULCE DE HORMIGAS  21. LA GUÍA  22. MI JURAMENTO  23. LA REVELACIÓN DEL TIEMPO DE ENSUEÑO  24. ARCHIVOS PARA LA HISTORIA  25. LA PORTAVOZ  26. FELIZ NO CUMPLEAÑOS  27. ARREBATADA POR LAS AGUAS  28. BAUTISMO  29. LIBERADA 30. ¿FINAL FELIZ?     

2

  AGRADECIMIENTOS    Este  libro  no  existiría  de  no  ser  por  dos  personas  muy  especiales,  dos  almas  que  me  acogieron bajo sus protectoras alas y pacientemente me animaron a volar, a remontarme. Mis  más efusivas  gracias a Jeannette Grimme y Carri Garrison por compartir  este viaje  literario  con una profundidad más allá de toda medida. Gracias al escritor Stephen Mitchell por su valiosa colaboración y por animarme con estas  palabras:  «Si  no  he  traducido  siempre  las  palabras,  cuando  menos  he  intentado  traducir  siempre su significado.»  Gracias a Og Mandino, al doctor Wayne Dyer y a la doctora Elisabeth Kúbler‐Ross, todos  ellos escritores y profesores de talento y personas auténticas. Gracias al joven Marshall Balí por dedicar su vida a la enseñanza.  Gracias  también  a  tía  Nola,  al  doctor  Edward  J.  Stegman,  a  Georgia  Lewis,  Peg  Smith,  Dorothea  Wolcott,  Jenny  Decker,  Jana  Hawkins,  Sandford  Dean,  Nancy  Hoflund,  Hanley  Thomas,  a  la  reverenda  Marilyn  Reiger,  al  reverendo  Richard  Reiger,  a  Walt  Bondine,  Jack  Small, Jeff Small y Wayne Baker de Arrow Printing, a Stephanie Gunning y Susan Moldow de Harper‐Collins, a Robyn Bem, a Candice Fuhrman, y muy especialmente a Steve Morgan,  presidente de MM Co.        El hombre no teje la trama de la vida, no es más que una de sus hebras. Todo lo que le hace a la trama,  se lo hace a sí mismo.  JEFE INDIO SEATTLE    El único modo de superar una prueba es realizarla.  Es inevitable.  EL ANCIANO CISNE NEGRO REAL    Sólo  cuando  se  haya  talado  el  último árbol,  sólo  cuando  se  haya  envenenado  el  último  río,  sólo  cuando se haya pescado el último pez; sólo entonces descubrirás que el dinero no es comestible.  PROFECÍA DE LOS INDIOS CREE      Nací con las manos vacías, moriré con las manos vacías.  He visto la vida en su máxima expresión, con las manos vacías.  MARLO MORGAN       Dedico este libro a mi madre, a mis hijos Carri y Steve, a mi yerno Greg, a mis nietos Sean Janning y  Michael Lee, y muy especialmente a mi padre.      3

DE LA AUTORA AL LECTOR    Este  libro  está  basado  en  hechos  reales  e  inspirado  en  una  experiencia  personal.  Como  podrán  comprobar,  yo  no  disponía  de  un  cuaderno  de  notas.  Se  vende  como  novela  para proteger a la pequeña tribu de aborígenes de posibles problemas legales. He omitido detalles  para  complacer  a  amigos  que  no  desean  ser  identificados  y  para  garantizar  que  el  emplazamiento de nuestro lugar sagrado continúe siendo secreto.  He incluido información histórica importante para ahorrar al lector consultas bibliográficas.  También les ahorraré un viaje a Australia. La situación actual de los aborígenes es fácilmente ...
tracking img