Legalización, basta de prohibición

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 7 (1545 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 9 de marzo de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
LEGALIZACIÓN, BASTA DE PROHIBICIÓN
John Jairo Usme

Deja de pensar en términos de limitaciones y
empieza a pensar en términos de posibilidades. 
(Ferry Josephson)
 
A diario podemos observar en las noticias que las autoridades efectúan duros golpes contra el crimen organizado y contra los grandes capos de la mafia, tanto en Colombia como en el exterior. Que capturaron a fulano, que dieronde baja a zutano o que extraditaron a mengano. Y aunque estos alentadores resultados obtenidos por la fuerza pública indudablemente se constituyen en importantes logros en la lucha mundial contra el tráfico de estupefacientes, no dejan de vislumbrarse como pañitos de agua tibia en una guerra que difícilmente se ganará algún día por la forma en que se encuentra concebido este negocio, quizás el másrentable del mundo. No digamos que son falsos positivos (porque este término en Colombia ya tiene otro significado) sino más bien los llamaría “engañosos positivos”, pues de qué sirve capturar o dar de baja a un “pez gordo” cuando previamente su organización ya tiene claramente definido quién lo va a reemplazar en su estructura criminal.
 
¿Realmente creen que el negocio del narcotráfico algunavez vaya a terminar? ¿No sería más conveniente que los países directamente involucrados con este flagelo deberían ir pensando en aplicar otros métodos menos previsibles y que podrían arrojar resultados más eficaces? ¿Por qué razón y sin ninguna justificación de peso, le damos la espalda a la posibilidad de la legalización de la droga como alternativa viable de solución? ¿No es absurdo pensar queel consumo de droga se vaya a acabar algún día, como por arte de magia, o que esta industria vaya a detener su producción solo por el hecho de ser ilegal?
 
Personalmente soy partidario de la legalización de la droga porque considero que es la única manera en que este multimillonario negocio deje de ser una mina de oro. Mientras el narcotráfico siga siendo el súper-negocio, es imposibledetenerlo. O cuando menos, debilitarlo en su rentabilidad. Sólo es cuestión de lógica.
 
Sé que no es tan sencillo (de hecho, es una apuesta sumamente riesgosa) y que su hipotética aprobación implicaría una revolución total en los ámbitos social, jurídico y político del país. Echemos un vistazo al pasado y recordemos que durante muchos años la producción y comercialización de alcohol en los EstadosUnidos fue ilegal. Las autoridades de ese  entonces emprendieron batallas épicas pero infructuosas contra esta industria que al final  llevarían a concluir que se trataba de una guerra perdida. Resultado: se vio la necesidad de derogar la Ley Seca (por allá en 1933) y gracias a ello hoy podemos comprar licor en tiendas y supermercados sin que necesariamente el alcohol sea una sustancia psicoactivamenos perjudicial que la marihuana, la cocaína o el éxtasis.
 
Entiendo perfectamente que algunos sectores se opongan a ojo cerrado ante la posibilidad de la legalización, especialmente los padres de familia, quienes tienen sus razones para creer que su implantación dispararía de manera peligrosa e indiscriminada el consumo de sustancias alucinógenas entre sus hijos. Es lógico pensar esto y desdeluego, es un temor generalizado que no se puede descartar de plano. Sin embargo estoy absolutamente convencido de que muchos jóvenes que no consumen drogas (o que consumieron pero que ya no lo hacen) ahora no lo van a hacer por el hecho de que se legalice.
 
Como ejercicio elemental hágase esta pregunta: ¿usted empezaría a inyectarse, a fumar marihuana, a meter perico o a tragar pepas si suconsumo se legalizara?
 
El gran reto se concentra en el papel que debe desempeñar el estado para prevenir el consumo de estas sustancias en niños y jóvenes, que es la población más vulnerable para iniciarse en este mundo por la facilidad con que se conseguirían los tóxicos. Este es tal vez el mayor temor que tengo. Lo único cierto en que la adopción de una política de legalización debe ser algo...
tracking img