Por que?

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 9 (2179 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 10 de mayo de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
Carta abierta a los artistas de verdad.

Lo que no terminan de entender toda esa caspa que dice defender “los derechos de autor” (hay quien dice que los autores lo que tienen es obligaciones con su público y no derechos y si no que no se hubieran metido a artistas) es que desde que Internet entró en nuestras vidas el mundo de las comunicaciones ha cambiado de forma radical. Ya no vale hacer unacanción o una película, escribir un libro, pintar un cuadro, etc, entregárselo a un editor o intermediario a la espera que éste lo ponga en la calle con gran aparato industrio-cultural y comercial. La conexión creador-disfrutador (no quiero ni llamar artistas a todos los que hacen algo “intelectual” o “plástico”, ni “masa consumidora” o “publico” a quienes están al otro lado) es directa,inmediata, ubicua y ha producido por su forma de reproducción un sistema de mercado gratuito para todo lo que circula en la gran red mundial sin discriminación de origen al no necesitar un soporte diferente al virtual para alcanzar a quien lo ve, lee o escucha.

Esto no quiere decir que sea bueno si no hay un proceso de filtrado y consolidación que separe el Arte de la bazofia ni los supuestos derechosde autor de los cotidianos chascarrillos que tienen a diario millones de visitantes.. Pero teniendo en cuenta que la industria cultural (oximorón maldito) se ha sumado al “todo por la pasta” y su labor es comercializar todo aquello que genere beneficios y cargarse o dejar de lado los productos no rentables (entre los que están a veces obras maestras que a casi nadie llegan), pues a qué nos vamos aengañar, salvo excepciones honrosas la industria y todos sus mecanismos que tragan el beneficio de la obra del autor no es otra cosa que una excrecencia comisionista montada sobre los hombros de aquel para vivir de sus trabajo: me recuerdan a esas mujeres con burka o hijab que se quejan de las prohibiciones de llevarlo en Occidente porque dicen que su velo las hace libres… ¡ja! Como si cualquieraque no se atenga a lo más superficial no se diera cuenta de que se trata de una imposición cultural con la que no pueden romper porque las han convertido en esclavas de su mitología pseudoreligiosa y ese “sentirse libres” es una muestra más de su humillación.

En esas condiciones, el sistema de retribución por medio de un canon para todo soporte capaz de grabar algo es el colmo de la caraduraindiscriminada de quienes controlan la pasta (SGAE) o cuando controlan los derechos reproductivos con abusos capitalistas típicos en los que han caído, secuestrados y alienados como están por sus patronos que los ceban con remanentes del beneficio o plusvalía obtenida en tal explotación la gran mayoría de los “artistas”, incluyendo a los “rojos” de toda la vida, viejos y conservadores comosocialdemócratas adictos al sistema capitalista de Mercado, porque han perdido la esperanza de que pueda haber otra manera de vivir en este mundo que no sea bajo la explotación de las clases poderosas, que igual mandan mediante el eufemismo “mercado” que se rebajen los derechos y salarios, se destrozan países con ataques económicos de los especuladores flotantes y se destruye todo bien social públicoporque reclaman sus multinacionales con sede en Norteamérica el que se impida la “piratería” en la Red pues peligran sus beneficios multimillonarios. Como hay que buscar un chivo expiatorio en todo proceso de ataque a los currantes (sean intelectuales o físicos) convierten en delito el uso libre (y porque no, también a veces abusivo) de los recursos presentes en Internet. Del mismo modo que larevelación de los sucios intrígulis diplomáticos del gobierno estadounidense y sus aliados o enemigos por Wikileaks puede desembocar en caza de brujas internautas y persecución de Assange y sus colaboradores con acusaciones de terrorismo, tras los amaños "sexuales" del anzuelo empleado para retenerlo y acogotarlo.

Los “ingenuos” artistas y creadores que defienden la Ley Sinde y sus consecuencias no...
tracking img