Asunción de la virgen

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 2 (363 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 27 de febrero de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
CAMINAR… Por: José Nelson Durón V.

Otro ilustre Mariólogo, Garriguet, también citado por Royo Marín, nos describe más detalles sobre la vida y la dormición de la Madre de Dios: “María muriósin dolor, porque vivió sin placer; sin temor, porque vivió sin pecado; sin sentimiento, porque vivió sin apego terrenal. Su muerte fue semejante al declinar de una hermosa tarde, como un sueño dulcey apacible; era menos el fin de una vida que la aurora de una existencia mejor. Para designarla la Iglesia encontró una palabra encantadora: la llama sueño o dormición de la Virgen”.

Además nospresenta como sustentación de esta realidad una carta, que sí es auténtica, la cual data del año 363, escrita por Dionisio el Místico (quien no se debe confundir con Dionisio el Aeropagita, discípulo deSan Pablo), la cual nos trae un relato de la Asunción, en la que se define el lugar: “Los Apóstoles, inflamados enteramente en Amor de Dios, y en cierto modo arrebatados en éxtasis, lo cargaroncuidadosamete (el cuerpo muerto de María Santísima) en sus brazos, según la orden de las alturas del Salvador de todos. Lo depositaron en el lugar destinado para la sepultura en el lugar llamado Getsemaní...”

Rábano. El número doce, que viene del tres y del cuatro, nos dice que los Apóstoles predicarán la fe de la Santa Trinidad por las cuatro regiones de la tierra. Muchas figuras tenemos en elAntiguo Testamento de este número doce; los doce hijos de Jacob (Gn 35); los doce príncipes de los hijos de Israel (Núm 1); las doce fuentes vivas en Elim (Ex 15); las doce piedras en el pectoral deAarón (Ex 39); los doce panes de la proposición (Lv 24); los doce exploradores enviados por Moisés (Núm 13); las doce piedras de que se formó el altar (1Re 18); las doce piedras sacadas del Jordán (Jos 4);los doce bueyes que sostenían el mar de bronce (1Re 7) y en el Nuevo Testamento: las doce estrellas que brillaban en la corona de la Mujer (Ap 12); los doce fundamentos de Jerusalén que vio San...
tracking img