Batalla de heraclea

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 15 (3705 palabras )
  • Descarga(s) : 7
  • Publicado : 16 de junio de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
La batalla de Heraclea tuvo lugar en el 280 a. C., en la ciudad de Heraclea, la actual Polícoro, dando inicio a las Guerras Pírricas.[1] Estas guerras fueron el último intento de las poleis de la Magna Grecia de impedir la expansión por la península itálica de la joven República Romana. Para conseguir frenar a los romanos llamaron en su ayuda al rey Pirro de Epiro; de ahí el nombre delconflicto.

Esta contienda enfrentó, por una parte, a las legiones de la República Romana; unos 30.000 soldados, comandados por el cónsul Publio Valerio Levino, y por el otro lado a las fuerzas griegas combinadas del Reino de Epiro, Tarento, Turios, Metaponto y Heraclea; en total unos 25.000 hombres y 20 elefantes de guerra, comandados por Pirro de Epiro, uno de los mejores generales helenos de su época.Los griegos se alzaron con la victoria debido a que los elefantes traídos eran animales desconocidos para los romanos, y el pavor que producían llevó a la desbandada del ejército romano.

Desde el punto de vista político, la victoria greco-epirota fue muy rentable, porque significó la incorporación a la coalición griega de una gran cantidad de ciudades de la Magna Grecia indecisas, que enese momento buscaban la protección del rey epirota. Además esta victoria desde el punto militar fue decisiva para Pirro, pero también sirvió a una gran cantidad de ciudades de Campania y del Lacio para reafirmar su fidelidad a la República.

Se ha inscrito dentro de las luchas entre las polis de la Magna Grecia y la joven República Romana por la hegemonía del sur de la península itálica, siendo elprimer enfrentamiento entre el mundo romano y el mundo helénico

Contexto
A finales del siglo III a. C., Tarento era una de las más importantes colonias de la Magna Grecia. La Magna Grecia no era una entidad política, sino que era un conjunto de ciudades creadas durante los siglos V a. C. y IV a. C por colonos griegos en el sur de la península itálica y que estaban en constante guerra entreellas. Tarento, por ejemplo, era una antigua colonia espartana.[2] [nota 1]

Los dirigentes de Tarento, que en ese momento eran los demócratas Filocares y Enesias, se oponían a la República Romana por temor a que su ciudad perdiera la independencia a manos de una Roma en plena expansión. Esta actitud se acentuó tras las acciones militares romanas: la alianza entre los romanos y los lucanos en298 a. C., la victoria en la Tercera Guerra Samnita en 291 a. C., la sumisión de los sabinos en 290 a. C. y la victoria sobre los etruscos y los mercenarios galos.

El historiador Pierre Grimal resalta las buenas relaciones entre Roma y las ciudades griegas durante las Guerras Samnitas y el desarrollo de las relaciones comerciales romanas con el Oriente.[3] [nota 2]

Las Guerras Samnitasfueron una serie de conflictos (en concreto, tres) que duraron 50 años, y enfrentaron a la República romana contra los samnitas, un pueblo nativo de la península itálica. Fueron de una extrema dureza, llegando a amenazar la existencia de la misma Roma y concluyeron con la sumisión de éstos al poder de Roma.

Las complicaciones en dicha guerra llevaron a la firma de un tratado en 303 a. C. entre Romay Tarento que prohibió a los navíos romanos navegar al este del cabo Lacinium, cerca de Crotona, a cambio de la neutralidad de Tarento en los enfrentamientos entre sus dos vecinos. Este tratado impedía a los barcos de la República romana atravesar el golfo de Tarento para comerciar con Grecia y el Oriente, pero como en ese momento las guerras en la península itálica centraban la atención de larepública, este tratado se mantuvo en segundo plano. Aunque, según el historiador Marcel Le Glay,[4] para una facción política romana, liderada por los Fabio y otras grandes familias campanias que estaban a favor de la expansión por el sur de Italia y fuera de ella, el bloqueo de los derechos de navegación era un motivo de conflicto entre romanos y tarentinos.

Así, los romanos empezaron a...
tracking img