Cara de cuero

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 11 (2601 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 27 de marzo de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
CARA DE CUEROUna idílica tarde de verano se convirtió en una pesadilla. Durante treinta
años los expedientes acumularon polvo en la sección de casos no resueltos del FBI.
Más de trece piezas de evidencia fueron recogidas en la escena del crimen, la
residencia Hewitt. Los hechos acaecidos llevaron a una de las leyendas más bizarras
de los anales de la historia americana: "La Masacre en Texas”Silencio. Debía hacer silencio.Sabía que su vida dependía de ello.

No importaba cómo se había metido en esa situación, no importaba que iban a Dallas,
no importaba que llevaba un regalo para su tía Maggie, nada de eso tenía sentido
ahora. Ahora lo único que tenía importancia era que tenía que permanecer callada,
con el cabello pegado a la piel por el sudor, inmóvil. Tal vez hasta tendríaque
parar de respirar. Tal vez hasta pararía de respirar y se ahogaría ella misma y, si
eso pasaba, todavía salía ganando. Porque todo era mejor que eso. Cualquier cosa era
mejor que parar como todos los demás. Él estaba ahí afuera. Ella sabía que él estaba
ahí y él sabía que ella estaba ahí. De pronto la carretera de Tejas había dejado de
pertenecer a Los Estados Unidos de América para serun anexo de la República Popular
del Infierno. Sólo que a nadie se le ocurrió avisarle a ellos. 

El calor. Maldito calor. Cuando es de noche ¿No se supone que debe hacer frío?

Karen trató de absorber todo el aire que pudo con la boca, cerró los ojos y los
apretó para no llorar. Empezó a temblar violentamente y tuvo que abrazarse para
controlarse. Porque Él lo sabía todo. Él le había dadocaza y si ella se
movía, aunque fuese un mínimo temblor, Él lo notaría, la sacaría del armario, la
tiraría contra el suelo y la descuartizaría con su sierra. Porque así había pasado
con todos los demás. Y de cierta manera trastornada, Karen deseaba que sucediera de
una vez, porque así todo terminaría. No le importaba si el malnacido la cortaba
en pedacitos, se la llevaba a su casa, se laofrecía a su familia, le echaban
pimienta y se la comían. No le importaba eso. Hasta podría salir del armario y rogar
por que el golpe con la sierra fuese fatal y rápido. Hubiese salido, de no ser
porque sí le importaba. 

El calor. Hacía calor, demasiado calor como para poder pensar. Una gota de sudor
bajó desde su frente hasta sus párpados y se metió poco a poco en sus ojos,
haciéndoselosarder. Pero no se la limpió ni se restregó la cara. Por favor, Karen,
en este momento no, después puedes moverte todo lo que quieras,
después puedes bailar lambada si quieres, pero en este momento no te atrevas a
moverte. 
Una pulsada de dolor le latió en el anular derecho y casi le arranca un quejido.
Cuando estaba corriendo de la camioneta (es decir, cuando tuvo que saltar por la
ventana,porque Él estaba tratando de entrar por la puerta), cayó sobre el suelo de
tierra y piedras apoyada en su mano vertical. Se partió unas uñas y se fracturó el
dedo. Sólo se dio cuenta mucho después. Había escuchado de las reacciones físicas
provocadas por el miedo, pero nunca se imaginó que fuesen tan poderosas. Se había
roto el dedo y golpeado con fuerza la rodilla, pero en ese momento ni siquierase
percató de ello...
(porque Él estaba ahí...)
se levantó y corrió
(detrás de ella con la sierra)
hacia la oscuridad del bosque
(e iba a matarla)
hasta que se la tragara.

Ya habían pasado
varios minutos desde que se había escondido en la casa (con la muerte pegada a los
talones) y no habían señales de Él por ningún lado. No sabía decir cuántos minutos
llevaba escondida, pero eranvarios. Tal vez más de los que sabía, porque en esta
parte de la República Popular del Infierno el tiempo pasa como un fantasma, a veces
rápido, a veces lento. La sierra no se dejaba escuchar ni olía el combustible. Tal
vez se había rendido y se había ido a su casa. ¿Por qué no? Después de todo, ya
tienen otras cinco piezas de carne que pueden cenarse. 
No pudo creer que había pensado algo...
tracking img