Ciencia y educacion

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 6 (1369 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 10 de noviembre de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
Ciencia y educación-competencia necesaria

La palabra competencia, aplicada a la vida en sociedad parece tener una connotación obscena y ser motivo de culpas.  Esto es extraño, si observamos que somos parte de la naturaleza y en ella vemos competir a cada instante.  De la moral deberían derivarse las razones por las que decidimos competir (cuando es posible decidir) y con qué valores y estilolo hacemos.  Digo todo esto porque algunas opiniones denotan la imposibilidad de sobrellevar sin culpa una necesaria competencia, tratándose de un mundo en el que, a nuestro alcance, hay recursos finitos (tiempo, espacio, materia).  Hasta en el más anarquista y buena onda de los blogs hay competencia, porque cada bloguero pretende ser un nodo hiperconectado a nodos con intereses comunes.  Cada vezque un bloguero gana atención, la consecuencia es que  facilita que otro la pierda.

Para algunos rudos, la ciencia, el sustituto de su propia religión, no está exenta de la competencia.  Es aquí cuando sus feligreses no resisten tal falta de romanticismo y prefieren ignorar que la mayoría de los científicos han competido alguna vez por el ingreso a un colegio, una carrera, un puesto de trabajo,la admisión en un postgrado, una beca de doctorado, la publicación en una revista y el financiamiento de un proyecto.  Cada vez que alguien gana en esto, otro pierde.  Sorpresa…! “El científico es un depredador”.  Aún no conozco a quién le hubiese gustado publicar en forma anónima.   Ni siquiera al noble de Einstein ("No hay amor más grande que quien pone como único autor de su mejor paper a sumayor enemigo."  Dino 1:23).  Esto, si no fuese por asunto de ego, sería más bien por pragmatismo, para obtener recursos que le permitan seguir avanzando en su disciplina.  También es un depredador el poeta, porque desea ser escuchado. Cada vez que alguien lo escucha o lo lee, ha sido necesario no escuchar o no leer a otro.

Competir con estilo y sólo cuando sea necesario

Por supuesto que haymatices y estilos para competir.  Recuerdo cuando en la película Avatar la protagonista mata (compite) con inmenso respeto a un animal con el fin de alimentarse.  Se puede competir contra uno mismo (aunque sepamos que eso conducirá, colateralmente a vencer al resto, sin dañarnos el alma y sin conformidad).  Otro ejemplo de estilo es el siguiente: En una ocasión un estudiante de doctorado ve unanuncio en una pared sobre unas becas para viajar al extranjero a un curso de una semana.  Le avisa a cuanta persona piensa que le interesaría.  Su consigna es, “serán seleccionados los que se lo merezcan más”.  Sin embargo, hasta ahí llega su acto altruista, pues, al final, como era de esperar, competirá con todos los postulantes.  Así, la competencia es consustancial a la vida y cada cuál sabrácómo conjugarla: con humildad, valor, altruismo, solidaridad, austeridad…

Como decía, también muchas veces se podrá optar por minimizar el dominio de la competencia y practicarla sólo cuando resulte inevitable.  Supongamos que el mismo estudiante de doctorado goza de una beca que le permite mantenerse dignamente todos los meses.  Él, que es una persona esforzada y siempre da lo mejor de sí, decideayudarse haciendo clases particulares. Surge la competencia. En su inocencia, él tal vez no detecte que al ingresar al universo de ofertantes de clases particulares compite con aquellos que también pretenden captar alumnos.  Tal vez sean personas que no han ganado una beca en dinero como la de él y que dependen de esas clases para continuar sus estudios.  Ese estudiante becado de postgrado debiesemeditar si es o no ético esa ayuda económica extra que se procura.  Tal vez lo sea si llega a la conclusión de que se desempeña mejor que otros y que, por último, será el alumno quien elija… Una conclusión bastante conveniente para él y un gran eufemismo para evitar decir que compite.  Tal vez no sean clases particulares, pudiendo tratarse de algunas horas de docencia en una universidad o de...
tracking img