Derecho penal en el código de derecho canonico

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 7 (1723 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 21 de enero de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
Universidad La Salle México

Facultad de Humanidades y Ciencias Sociales

Escuela de Ciencias Religiosas

Derecho Canónico

Derecho Penal

Enrique Hernández Franco

Gema Arriola Ruiz

Noviembre 2009

Introducción:
Sistema inquisitivo
Este sistema es una creación del Derecho Canónico de la Edad Media, extendiéndose a toda la Europa continental y perviviendo hasta el siglo XVIII. Surge comoconsecuencia de tres factores
* La aparición de los Estados nacionales
* La pretensión de universalidad de la iglesia católica
* El conflicto de los estados nación por someter al poder feudal y a los considerados infieles.
Descansaba en los siguientes principios:
* Concentración de las tres funciones de acusar, defender y juzgar en manos de un mismo órgano.
* Esas funciones seencomiendan a unos órganos permanentes, con exclusión de cualquier forma de justicia popular.
* El procedimiento es escrito, secreto y no contradictorio. No existe, pues, debate oral y público. Como contrapartida se establecen los principios de la prueba legal o tasada, y de la doble instancia o posibilidad de apelación (origen de la organización jerárquica de los tribunales).
* Se admite comoprueba bastante para la condena la de la confesión del reo.
* El acusado no tiene derechos frente al inquisidor por ser éste considerado infalible, característica que se le atribuye por ser el poseedor del poder divino de juzgar.
El sistema de enjuiciamiento penal inquisitivo comienzan a declinar con la Revolución Francesa y el consiguiente cambio de paradigma social (surgen las garantíasprocesales, los derechos del hombre, etc).
Objetivo:
Estudiar el Código de derecho Canónico y conocer la parte IV sobre derecho penal, saber los procedimientos de un juicio y adentrarnos a la legislación eclesial.

Proceso penal
Lo tratan los cánones 1717 al 1731. En derecho canónico es posible imponer una pena no sólo después de un proceso, sino también por decreto del Obispo. No significa esto quepuede haber arbitrariedad en la imposición de las penas: el canon 1720 regula el procedimiento para dictar el decreto penal, y cualquiera que lea este canon podrá comprobar cómo se garantiza la defensa del acusado.
Si se inicia el proceso judicial, se tramita por la vía del proceso ordinario, con la peculiaridad de que la acción penal la introduce el promotor de justicia. El perjudicado, como seve, no puede introducir la acción penal, pero puede ejercer la acción de resarcimiento de daños (canon 1729). El acusado, además, dispondrá de abogado, que será designado por el juez si el interesado no lo hace, y tiene derecho en todo caso a intervenir el último.
Dentro de los procesos penales se deben considerar los procesos que se refieren a los delitos más graves, que se han reservado a laCongregación para la Doctrina de la Fe. Se regulan en las Normas de los delitos más graves. Entre otras características, cada vez que un Ordinario o Superior tenga noticia verosímil de que se ha cometido alguno de los delitos tipificados en las Normas, lo comunique a la Congregación para la Doctrina de la Fe. Sin embargo -salvo que indique otra cosa la Congregación- el Ordinario o Superior ha deproceder mediante su propio Tribunal. El Tribunal se constituye sólo por sacerdotes, y las actas se deben remitir en todo caso a la misma Congregación, la cual es competente, además, para recibir las apelaciones.

Delitos reservados a la Congregación para la Doctrina de la Fe
El proceso penal especial de los delitos reservados a la Congregación para la Doctrina de la Fe |

Dentro del amplio mundodel derecho, se conoce el derecho penal como la rama del derecho que estudia los delitos y las penas. Es sabido que en la Iglesia existe un derecho penal. Lo cual parece que sea contradictorio con el espíritu de caridad y comprensión que debe caracterizar a la sociedad eclesiástica .Parece, por lo tanto, legítimo preguntarse por el sentido del derecho penal en la Iglesia, y más aún, la razón...
tracking img