Descartes- La Existencia de Dios y la Realidad Recobrada

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 3 (520 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 6 de mayo de 2014
Leer documento completo
Vista previa del texto
LA EXISTENCIA DE DIOS
Un pensamiento en el que descartes tiene es en el cual explica y da la garantía de un objeto pensado existe fuera del pensamiento, en el que da esa garantía de laexistencialidad de ese objeto, que no solo se encuentra en el pensamiento sino que también existe. Y ese pensamiento es el único, es el pensamiento de Dios, la idea que tenemos de Dios, es aquella que tenemos,que sabemos, que desde el momento en que existimos y pensamos, sabemos que ese ser supremos está en mi pensamiento, y que existe fuera de mi pensamiento, la garantía que tenemos de que Dios existe esque si tengo la idea de Dios y que ese pensamiento que llevo dentro consta de los mismos caracteres que tengo sobre esa idea, demuestra la existencia de ese ente, Descartes da tres demostraciones de laexistencia de Dios.
La primera demostración de la existencia de Dios consiste en que si en mi pensamiento tengo la idea de Dios como un ser superior a mí, que es perfecto, infinito, omnisciente,todopoderoso, y si tengo esa idea dentro de mí, que no sé si existe o no, pero que está dentro de mi pensamiento, sería imposible que de mi propio ser pudiera salir esa idea, que sepa que hay algosuperior a todo, no podría generar esa idea por mi propio ser, tiene que estar influida por ese ser superior.
La segunda prueba de la existencia de Dios, es “yo existo”, y si yo existo y me he descubiertoa mí mismo, por lo tanto para que yo exista debo tener una existencia con un fundamento, y si no sé cuál es ese fundamento por lo tanto tengo una existencia contingente, y si mi existencia escontingente, necesito ese fundamento, y ese fundamento es Dios.
La tercera prueba de la existencia de Dios, consta de argumentos ontológicos, éste consiste o se caracteriza por la idea única que tenemosde Dios, en el cual Dios tiene existencia, el pensamiento que tengo de ese ser o la idea, está contenida por la existencia de ese ser. El pensamiento que tengo de Dios resulta como tal una garantía...