El mesias prometido

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 3 (655 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 10 de septiembre de 2012
Leer documento completo
Vista previa del texto
Espíritu Santo
Joel 2:28-32
“Después de estas cosas derramaré mi espíritu sobre toda la humanidad: los hijos e hijas de ustedes profetizarán, los viejos tendrán sueños y los jóvenes visiones.También sobre siervos y siervas derramaré mi espíritu en aquellos días; mostraré en el cielo grandes maravillas, y sangre, fuego y nubes de humo en la tierra. El sol se volverá oscuridad, y la luna comosangre, antes que llegue el día del Señor, día grande y terrible”.
Pero todos los que invoquen el nombre del Señor lograrán salvarse de la muerte, pues en el monte Sión, en Jerusalén, estará lasalvación, tal como el Señor lo ha prometido. Los que él ha escogido quedarán con vida”.

Hechos 2, 17.
Pedro nos lo confirma, dice:
“Sucederá que en los últimos días, dice Dios, derramaré mi Espíritusobre toda la humanidad; los hijos e hijas de ustedes comunicarán mensajes proféticos , los jóvenes tendrán visiones, y los viejos tendrán sueños.
También sobre mis siervos y siervas derramaré miEspíritu en aquellos días y comunicarán mensajes proféticos.
En el cielo mostraré grandes maravillas, y sangre, fuego y nubes de humo en la tierra.
El sol se volverá oscuridad, y la luna como sangre, antesque llegue el día del Señor, día grande y glorioso.
Pero todos los que invoquen en nombre del Señor , alcanzarán la salvación.
Palabra de Dios.

Crucifixión del Mesías
Isaías 53
¿Quién hacreído a nuestro anuncio? ¿y sobre quién se ha manifestado el brazo de Jehová? Subirá cual renuevo delante de él, y como raíz de tierra seca; no hay parecer en él, ni hermosura; le veremos, mas sinatractivo para que le deseemos. Despreciado y desechado entre los hombres, varón de dolores, experimentado en quebranto; y como que escondimos de él el rostro, fue menospreciado, y no le estimamos.Ciertamente llevó él nuestras enfermedades, y sufrió por nuestros dolores; y nosotros le tuvimos por azotado, por herido de Dios y abatido. Mas él herido fue por nuestras rebeliones, molido por nuestros...
tracking img