El ocaso de los ídolos- friedrich nietszche

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 124 (30862 palabras )
  • Descarga(s) : 26
  • Publicado : 4 de julio de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
El Ocaso de los Ídolos
(o Cómo se Filosofa a Martillazos)

Federico Nietzsche

Proyecto Espartaco
(http://www.espartaco.cjb.net)

Federico Nietzsche - El Ocaso de los Ídolos

PROLOGO
No es hazaña pequeña seguir conservando la serenidad en medio de una ocupación sombría y llena de responsabilidades. Y, sin embargo, ¿hay algo más necesario que la serenidad? Sin alegría ni orgullo no haynada que salga bien. Sólo el exceso de fuerza constituyen la prueba de la fuerza. La inversión de todos los valores, ese signo de interrogación tan negro y tan enorme, que sume en la sombra a quien lo abre, esa misión tal que es un auténtico destino, impele en todo momento a correr hacia el sol, a quitarse de encima una seriedad pesada, una seriedad que se ha hecho demasiado pesada. Para esto,todo medio es bueno, todo «caso» es un caso afortunado, empezando por la guerra. La guerra ha sido siempre la gran sagacidad de todos los espíritus que se han vuelto demasiado interiores, demasiado profundos; hasta en la herida sigue habiendo un poder de curación. Mi lema viene siendo, desde hace ya mucho tiempo, una máxima, cuya procedencia voy a mantener oculta a la curiosidad de los eruditos:«Con la herida aumentan los ánimos y se robustece la fuerza.» Otra forma de curación, es que a veces me resulta incluso más apetecible, es someter a examen profundo a los ídolos... En el mundo hay más ídolos que realidades: este es el «mal de ojo» y el «mal de oído» que tengo yo para este mundo... Ir haciendo preguntas a base de golpearlos con el martillo, y oír tal vez, como respuesta, a ese conocidosonido a hueco que revela unas entrañas llenas de aire, representa una delicia para quien tiene otros oídos detrás de los oídos, para este viejo psicólogo y cazador de ratas que soy, ante quien tiene que dejar oír su sonido precisamente aquello a lo que le gustaría permanecer callado. Esta obra es también, como señala el título, una distracción, un lugar bajo el sol, una huida hacia la ociosidadllevada a cabo por un psicólogo. ¿Será también una nueva guerra? ¿Son sometidos a examen nuevos ídolos? Esta breve obra es una gran declaración de guerra; y en lo que se refiere al examen profundo de ídolos, en esta ocasión no se trata de ídolos de nuestro tiempo, sino que los que aquí son tocados por el martillo, como si fuera un diapasón, son ídolos eternos; no hay otros ídolos más antiguos, másaceptados, más llenos de aire que éstos. Tampoco los hay más huecos; lo que no es óbice para que sean aquellos en los que más se cree. En el caso más aristocrático, ni siquiera se les llama ídolos...

Turín, 30 de septiembre de 1988, día en que quedó concluido el primer libro de mi obra La inversión de todos los valores. F. Nietzsche.

Proyecto Espartaco 2000 – 2002 2

Federico Nietzsche -El Ocaso de los Ídolos

MÁXIMAS Y DARDOS

1
La ociosidad es la madre de toda psicología. ¡Vaya! ¿Será entonces la psicología un vicio?

2
Hasta el más valiente de nosotros pocas veces tiene valor para enfrentarse con lo que realmente sabe...

3
Para vivir solo hace falta ser un animal o un dios, dice Aristóteles. Falta una tercera condición: hay que ser ambas cosas, es decir, unfilósofo...

4
«Toda verdad es simple.» ¿No es esto una mentira al cuadrado?

5
Que quede dicho que de una vez por todas: hay muchas cosas que no quiero saber. La sabiduría marca unos límites incluso al conocimiento.

6
Donde mejor nos recuperamos de nuestra antinaturaleza, de nuestra espiritualidad es en nuestra naturaleza salvaje...

7
¿Es el hombre tan sólo un error de Dios? ¿O es Dios tansólo un error del hombre?

8
De la escuela de guerra de la vida: lo que no mata me hace más fuerte.

9
Ayúdate a ti mismo, y entonces te ayudarán también los demás. Principio del amor al prójimo.

Proyecto Espartaco 2000 – 2002 3

Federico Nietzsche - El Ocaso de los Ídolos

10
¡No seamos cobardes con nuestros actos, ni los rechacemos después de realizados! El remordimiento de...
tracking img