El trabajo

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 5 (1238 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 15 de octubre de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
EL PLAN DE DIOS PARA REDIMIR AL HOMBRE Apocalipsis 5:9
Tal vez uno de los tópicos más fascinantes en el estudio de la palabra de Dios es "El Plan de Dios Para Redimir al Hombre", esto porque los hombres sin Dios nada somos en el mundo. En este tratado estudiaremos brevemente dos aspectos de este maravilloso "Plan divino". Y concluiremos con que este plan no es sino el "Evangelio, el poder deDios para salvación a todo aquel que cree" Romanos 1:16.
(Redimir es rescatar, comprar de vuelta, liberar mediante el pago de un rescate).El primer punto que veremos es que la actividad que a Dios le corresponde hacer, tiene una función preponderante en la salvación del alma. El hombre no está capacitado para ejercer la parte divina en el proceso de salvación. En ella apreciaremos la forma de operarde la justicia, la misericordia y la gracia de Dios en Jesucristo.DIOS TRABAJA A TRAVES DE:
La justicia: significa que Dios en su inmensa sabiduría ve al hombre perdido en el pecado y además sin opción de salir del abismo en el cual ha caído. Dios nos muestra el estado en que nos encontramos y la imperiosa necesidad de salir de allí; pero al mismo tiempo sabe Dios que somos incapaces de salirpor nuestros propios medios y nos brinda la única salida del pecado a través de Cristo. En estos días la justicia de Dios se revela en el evangelio de Cristo, (Filipenses 3:9; Juan 3:16;).
La misericordia: es la tendencia a perdonar por parte de Dios. Cómo opera la misericordia de Dios, en este caso es llevando perdón a quien le ha ofendido violando sus mandamientos. Dios perdona en Cristo. (Tito3:5-7;).
La gracia: es el favor de Dios en Cristo para lograr el rescate del alma rendida al pecado. El hombre no merece el socorro divino, pues ha renunciado a los privilegios que tuvo estando en comunión con Dios. El hombre es favorecido sin merecerlo en Cristo. Es en la cruz que resplandece la gracia (Efesios 2:8; Tito 2:11; Hebreos. 2:9).
Pedro dijo a los cristianos primitivos: "sabiendo quefuisteis rescatados de vuestra vana manera de vivir......... con la sangre preciosa de Cristo..... ya destinado desde antes de la fundación del mundo... y mediante el cual creéis en Dios el cual le resucitó de los muertos y le ha dado gloria, para que vuestra fe y esperanza sean en Dios. (1° Pedro 1:18-21).
La segunda parte de este "Plan divino" tiene que ver con las condiciones que al hombre lecorresponde cumplir, para recibir el beneficio de la salvación de su alma del pecado; beneficio que es otorgado por el sacrificio de Cristo en la cruz. Dios no hará nada bajo ningún aspecto, para eximir a nadie de esta responsabilidad primordial. En esta parte el hombre tiene que aceptar los términos que Dios demanda para la redención de su alma. Pedro dijo en casa de Cornelio: "En verdadcomprendo que Dios no hace acepción de personas, sino que en toda nación se agrada del que le teme y hace justicia" (Hechos 10:34-35).
 
EL HOMBRE DEBE CUMPLIR CON:
Oír: el evangelio predicado por los apóstoles y presentado en las sagradas Escrituras. Este oír debe ser poniendo toda atención, poniendo el sentido de modo que se entienda la lectura de la palabra de Dios. Esto producirá gozo en elcorazón. El oír las "Buenas Nuevas" de Cristo nos llevará a dar el siguiente paso. (Romanos 10:13-17; Marcos 16:15-16; Nehemías 8:5, 7, 8; 12, 18; 9:3).
Creer: Jesús dijo: "Id por todo el mundo y predicad el evangelio" (Marcos 16:15). El evangelio oído, ya sea al leer las Escrituras o cuando es predicado por alguna persona directamente debe ser creído. El creer es confiar en las verdades allí dichas.Esta creencia debe ser en el corazón para justicia. En el evangelio se denuncian nuestros pecados, pero además se anuncia el amor de Dios hacia el mundo pecador. Al creer aceptamos la necesidad de ser redimido, y avanzamos al siguiente paso que es el arrepentimiento. (Romanos 10:9-10).
Arrepentirse: esto significa volverse del mal camino que el hombre ha tomado. El arrepentimiento es dolerse de...
tracking img