Ensayo

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 2 (472 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 15 de noviembre de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
Cuatro cabezas y ningún pensamiento. Cuatro niños babeantes, con ojos ausentes de toda inteligencia, apostados en un banquillo frente a un muro que cubre el horizonte occidental, y que sólo danseñales de vida cuando el sol se atraviesa fulgurando en sus miradas perdidas, cuando se escuchan los truenos de una tormenta o al comer el alimento que brutalmente reciben de la criada. Y pensar que cadauno de esos niños había sido la promesa en la cual se cristalizaría ese amor que había sido tan implacable entre Berta y Mazzini. Pero en las cercanías de los dos años de vida, de pronto los niñoshabían sido sacudidos por terribles convulsiones. Por la mañana ya no conocían a sus padres y se perdían para siempre por los inescrutables terrenos de la idiotez.

Ahora esos mismos niños se habíanconvertido en la personificación de la peor parte de ellos mismos, y de ese modo cada uno buscaba la culpa de su progenie maldita en el pasado del otro. Los excesos de otros tiempos, que podrían habergenerado una herencia envenenada, o enfermedades latentes que pudieron provocar la catástrofe. Los últimos dos niños, mellizos, parecían haber puesto fin a la descendencia corrompida. Y así, entre lashumillantes discusiones y las ardientes reconciliaciones, habían terminado por desear otro hijo. Entonces nació Bertita, una niña que era como el sol y de quien temieron lo peor durante los primerosdos años. Mas nada ocurrió, y entonces la llenaron de todas esas esperanzas acumuladas inútilmente, al punto que cualquier minúscula queja de la niña era vista como una situación de emergencia, lo quecontribuía a su mala crianza.

Y de esa forma arribó aquél día después de cuatro años de nacida Bertita, tras una noche de escalofríos y fiebre por haber comido demasiadas golosinas. Berta pidió ala criada que matara una gallina para el almuerzo, sin imaginar el impacto que semejante acto tendría en los cuatro idiotas, mudos testigos de ese rojo que manaba tan hipnóticamente de la gallina....
tracking img