Etica

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 12 (2821 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 19 de marzo de 2012
Leer documento completo
Vista previa del texto
hhhhhhhhhhhhhhhOfrecemos la introducción del nuevo libro de Renán Vega Cantor sobre los Economistas Neoliberales, autenticos ‘economic hit-men’.
«El capitalismo destruye las dos fuentes de su propia riqueza: el hombre y la naturaleza. En ese sentido, el sistema neoliberal ‹es un real genocidio›, porque está acabando con capas enteras de la sociedad humana y del entorno natural».
Las críticas ysugerencias me empezaron a rondar la cabeza y reiteradamente me pregunte a mí mismo si, en efecto, no debería presentar una visión más elaborada del asunto. Desde ese momento la idea se convirtió en una obsesión que, luego de varios años, ha dado origen a este libro. He decidido mantener el título del artículo mencionado, «Los economistas neoliberales: nuevos criminales de guerra», porque creo queresume muy bien la idea central que aquí se sustenta, además que compagina con mi intención de denunciar, espero que con bastantes argumentos y con cierto rigor, el genocidio capitalista en curso.
En el transcurso de la investigación se fue reafirmando la estrecha relación entre neoliberalismo y capitalismo. Al respecto, se hace necesario enfatizar que no es posible separarlos, como hacenciertos autores, ONG y hasta partidos políticos, planteando tácitamente que el neoliberalismo es una negación del «capitalismo civilizado» existente hace algunas décadas en su versión socialdemócrata, y que eso se ha debido a las políticas neoliberales, al desarrollo de las telecomunicaciones y la informática y al despliegue incontrolado del capital financiero [2]. Algunos de los que difunden este tipode análisis son los que proponen, empezando por ATTAC, como algo trascendental, la imposición de un impuesto a los grandes movimientos financieros, la llamada Tasa Tobin (a pesar que el economista que la propuso, James Tobin, hasta los últimos años de su vida despreciara a los movimientos sociales y políticos que se han organizado en diversos lugares del mundo para luchar contra la globalización;opinión comprensible pues ese economista nunca abandonó la ortodoxia económica). Este tipo de analistas son antineoliberales pero no anticapitalistas, suponiendo que puede llegarse a un capitalismo social sin los incómodos «extremismos» de los «fundamentalistas de mercado». Por el contrario, a lo largo de estas páginas mostramos que existe un vínculo indisociable entre capitalismo y neoliberalismoy, por lo tanto, resulta obvio que la criminalidad de estos últimos no puede entenderse sin hacer referencia a la barbarie capitalista. Por eso, el subtítulo de esta obra: El genocidio económico y social del capitalismo contemporáneo.
La criminalidad neoliberal ha extendido las redes delincuenciales del capitalismo hasta niveles impensables hace algunas décadas. En el mundo actual losneoliberales desempeñan el mismo papel genocida que antaño cumplieron la iglesia católica y los misioneros, los piratas y aventureros, los negreros y los colonizadores. Y no quiere decir que todos ellos no sigan actuando, y en forma criminal, en el capitalismo contemporáneo sino que también se han subordinado a la lógica neoliberal, cubriéndose con el nuevo manto criminal que ahora los arropa a todos. Conel neoliberalismo, el capital ha ampliado su estructural carácter criminal a todo el mundo y a los más diversos aspectos de la vida social y natural, lo que se constata en los más diversos terrenos: el mundo del trabajo, la educación, el medio ambiente, la biotecnología, el sistema de salud, las migraciones internacionales, la alimentación y el agua.
Esa ampliación de la criminalidad capitalistanos remite al análisis clásico y siempre perenne del principal crítico no sólo del capitalismo sino de la economía política, a Carlos Marx. Su análisis de la mercancía, junto con la criminalidad capitalista de su tiempo (esa es otra importante dimensión de El Capital, no siempre considerada), es de una impresionante actualidad en el mundo de hoy. El capitalismo convierte todo lo que encuentra en...
tracking img