Haplologia

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 13 (3177 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 17 de marzo de 2015
Leer documento completo
Vista previa del texto
Sebastián Mariner Bigorra

Haplología «distinto de» disimulación silábica,
por mucho que puedan coincidir en sus efectos

Niedermann versus Niedermann. ¿Posible? ¿Ese instrumento de precisión,
exacto como un reloj suizo, elogiado por los grandes maestros en su mínimo
contenido, acogido por generaciones de estudiosos, hasta que el gran tirón
de los estudios fonológicos y la muerte del autor lohicieron ya
irrenovable... -para decirlo con un argumento de máxima eficacia entre
filólogos- traducido -y con gran aceptación también- al alemán?
No sólo posible, sino real. Y, encima, logicísimo. No es ninguna paradoja.
Justamente a la vista de que buena parte de la fama alcanzada por el
pequeño Précis se debió a la conseguida nitidez y afinamiento de su
terminología, se explica que, en lasrevisiones, el autor la cuidara con
mimo. Puede comprobarse, aquí y allá, en detalles a lo largo de toda la
obra, en su última versión a partir de 1953. Pero en ningún lugar con una
autocrítica tan total como en el que había sido párrafo final1 en sus
sucesivas ediciones y reproducciones hasta 1945 inclusive. Con el
agravante de que no se trataba de un mero detalle nada más, ni siquiera de
la correcciónde un descuido, ni de la reelaboración de una doctrina que
fuera quedándose anticuada, ni aun de una profundización en un asunto que
hubiese tratado de corrida o sólo superficialmente. Todo lo contrario, la
Perte d'une syllabe par haplologie venía ya -después de un esmerado
desarrollo, con abundancia de ejemplos, documentados con citas precisas de
pasajes2- acompañada de una no corta y polémicaRemarque, de carácter no
meramente terminológico, sino de alcance doctrinal: el autor se

pronunciaba paladinamente contra las denominaciones «superposición
silábica» y «disimilación íd.», y demostraba su aserto: mal podía hablarse
de disimilación silábica en casos donde lo perdido no era una sílaba, sino
sólo parte de ella, p. ej., en e-ua-(si)s-ti, ex-clu-(si)s-ti y restantes
atestiguadas de estetipo, relativamente abundante en el latín de las
mejores épocas3.
Ocho años más tarde, inversión, a primera vista, diametral: donde dije
«digo», digo «Diego». No sólo el título de la cuestión se ha formulado con
el antes vitando par dissimilation syllabique, sino que, también después
de una exposición abundante en materiales y teóricamente fundada -en
realidad, y pese al cambio, lo más parecido ala versión anterior-, sigue
asimismo otra Remarque en que se declara vitanda la denominación
haplologie en su aplicación a estos mismos fenómenos, y se trata de probar
que lo es.
Si me permito evocar tan flagrante palinodia no es, naturalmente, con
ánimo despectivo, sino, también muy al contrario, grandemente admirativo a
quien cuidaba tanto no sólo las formas -pero también las formas-, que notemía desdecirse tan opuestamente. Dentro de esta sostenida admiración, mi
intención ha sido utilitaria: probar, de buenas a primeras, que la
relación entre haplología y disimilación silábica no es cualquier cosa, y
mucho menos una mera preferencia de nomenclatura más o menos sinonímica
según desde qué punto de vista se enfoquen los fenómenos, sino una
cuestión de tanta monta como para hacer bailaren la cuerda floja nada
menos que al gran Niedermann. Un problema, pues, digno de ocupar por unos
minutos esta mesa de discusión coloquial.

I

Pues, si mi información no es deficiente4, a la sensacional media vuelta
del maestro ni sus discípulos inmediatos ni las generaciones siguientes le
han concedido gran importancia. Hasta el punto de que las cosas siguen más
bien como él se las encontró quecomo era de esperar que se pusieran al
contemplar lo que a él le había ocurrido.

1. Pocas son, en efecto, las posturas que siguen aferradas a una
distinción entre los dos términos principales que él enfrentó. Y, además
-siempre con la misma salvedad de que puedo estar insuficientemente
enterado-, a lo que yo sé, establecen dicha distinción por mero silencio,
en cuanto se sirven de una sola...
tracking img