Jgfkfjkhfkyi

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 24 (5796 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 26 de enero de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
A PROPÓSITO DEL ÁNTRAX Y DEL ARMAMENTO NUCLEAR, BIOLÓGICO Y QUÍMICO (NBQ). A PROPÓSITO DEL COMPLEJO QUÍMICO MILITAR DE "LA MARAÑOSA" DE MADRID.

En una de las viñetas de "El Roto" en El País, un hombre acude al médico y le dice: "no me vacune contra el Ántrax; vacúneme contra el miedo que nos están metiendo en el cuerpo". Con absoluto acierto, este dibujante pone sobre la mesa algunascuestiones importantes.

La existencia de material NBQ pertenece al elenco de iniciativas de numerosos gobiernos, generalmente vinculada a la casta militar, desarrollada de forma secreta con anterioridad a este conflicto, pero que ahora está teniendo una excepcional acogida mediática con motivo de la guerra.

El tratamiento que los medios de comunicación de masas dan a este aspecto de la guerrautilizando el miedo como coartada, pretende hacernos inmunes a las mentiras y a las medidas políticas y legislativas que se tomarán al albor de este apéndice de la guerra global. Sin embargo causa vergüenza que en el interesado desarrollo de la cuestión no haya mención alguna acerca de lo verdaderamente relevante: ¿quiénes son los mayores productores e investigadores de este tipo de armamento? ¿quiéneslo utilizan de forma sistemática en los conflictos con otros países? ¿quiénes han boicoteado el Protocolo de Verificación de la Convención sobre Armas Biológicas?

La insistencia cotidiana en el asunto, sin revelar cuestiones de enjundia, más bien parece ser otra maniobra disuasoria que en sí misma justifique cualquier intervención militar sobre cualquier país que según la lógica de los EE. UUpueda pertenecer a "la red terrorista". Tras la cortina de humo se pretenden complementar una serie de transformaciones legislativas de la Convención sobre Armas Biológicas y su Protocolo, así como el establecimiento de lazos con la biotecnología y la biofarmacia que permitan eliminar sin remilgos la escasa –aunque importante– resistencia a la ingeniería genética.

La responsabilidad de numerososgobiernos al respecto del material NBQ está siendo escamoteada del debate público. Como veremos, un gran número de países que acompañan a EE.UU. en esta guerra (incluido el estado español) tienen mucho que decir sobre su utilización y sus "daños colaterales".

Plagas de Guerra.

“La guerra biológica consiste en el empleo intencionado de seres vivos o sus productos tóxicos con el fin deproducir la muerte, incapacidad o lesiones al hombre, animales o plantas… El objetivo de destrucción o sometimiento del adversario puede conseguirse actuando directamente sobre el combatiente o bien sobre sus medios de ataque o resistencia. Esta doble acción puede lograrse con el arma biológica, bien causando bajas entre las tropas o debilitando la economía enemiga a través de su agricultura yganadería… Se suman a estos efectos materiales de la guerra misma, el efecto psicológico sobre la población, tanto más a tener en cuenta que el arma biológica es silenciosa, artera, subrepticia y puede alcanzar gran extensión y amplitud… es particularmente eficaz en aglomeraciones urbanas o en explotaciones pecuarias importantes, donde la facilidad de contagio es mayor y el número de bajas más elevado… actúasembrando el pánico en la retaguardia” (extraído del material de formación de la Escuela Militar de Defensa Nuclear, Biológica y Química del Ejército, de Hoyo del Manzanares, en Madrid)

La posibilidad de menguar el potencial enemigo causándole epidemias de forma intencionada se lleva utilizando desde hace muchos años. Era costumbre de los persas, griegos y romanos envenenar los pozos y fuentesde agua con animales y seres humanos muertos por enfermedades contagiosas.

En el siglo XIV Europa fue asolada por una epidemia de peste que produjo la muerte a una cuarta parte de su población. Al parecer ésta surgió en la guerra que mantenían los tártaros y los genoveses, allá por el año 1346, en la ciudad de Kaffa (hoy Ucrania). Los tártaros sufrieron una epidemia de peste natural de la...
tracking img