La guerra del fin del mundo

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 5 (1109 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 21 de diciembre de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
LA GUERRA DEL FIN DEL MUNDO
CAPÍTULO U N O
Era un misionero de complexión muy delgada a quien todos respetaban y llamaban “el consejero”, había recorrido tantas veces los caminos del sertón ayudando a los pobladores que todos los conocían, era un hombre de oración y penitencia y atraía a las personas por sus consejos, andaba de pueblo en pueblo restaurando las iglesias de los pueblos. Leshablaba del fin del mundo y el juicio final. Poco a poco el número de personas que le seguían fue incrementándose. Un día, en Natuba aparecieron unos edictos que publicaban la política que establecía la República, las personas del lugar tenían que pagar impuestos; esto enojo tanto al consejero que echó abajo las tablas con los edictos. Para frenar ese acto de rebeldía el Gobernador envió guardiasde la Policía Bahiana. Los seguidores del Consejero al saberlo se lanzaron contra los guardias haciéndolos huir. Al saber de la derrota el Gobernador decidió enviar una segunda fuerza de la Policía Bahiana mejor armados, pero fue inútil, pues esta vez no encontraron nada. El Consejero tenía nuevos planes y así junto con sus discípulos ocuparon una de las haciendas del Barón de Cañabrava,Canudos. Después de haberse instalado el consejero y sus seguidores, el Gobernador Luis Viana envía a Canudos una Expedición militar al mando del Mayor Febronio de Brito, donde tuvieron una segunda derrota. Epaminondas Goncalves, quiere la intervención del Gobierno Federal, para ello involucra al escocés Galileo Gall; un revolucionario y anarquista. Epaminondas ofrece a Galileo un cargamento de armascomo ayuda para los alzados. Mientras tanto Epaminondas planea la muerte del escocés, la exhibición de su cadáver y de las armas como prueba de la intervención británica. Estando Galileo en la casa de Rufino (el guía), ya de camino hacia Canudos con el cargamento de armas, logra salvarse de sus atacantes, y escapa con Jurema, la mujer del guía. Herido y sin armas, Galileo es alcanzado por unoshombres de Epaminondas, que en vez de matarlo, utilizan su cabellera rojiza y queman el cuerpo de un hombre para hacer creer que es de Galileo.

CAPÍTULO D O S
El día 3 de Enero de 1897 el periodista miope redacta la noticia de la derrota de la expedición del mayor Febronio de Brito. El partido Republicano Progresista acusa al Gobernador y al partido Autonomista de Bahía de conspirar contrala República para restaurar el orden imperial obsoleto. La Comisión de republicanos pide la intervención del Ejército federal para luchar contra de los rebeldes. Se dan cuenta del hallazgo de armas y se presenta como prueba el cadáver de Galileo Gall. Los diputados del partido contrario piden la intervención del Coronel Moreira César; un oficial que es el presidente del Club Militar en Río deJaneiro. Epaminondas satisfecho por la redacción de la noticia felicita al periodista por sus crónicas. Por lo que el periodista miope se atreve a pedirle a Epaminondas Director del periódico poder acompañar al Coronel Moreira César como enviado del jornal de noticias, en el caso de que asegurara su intervención en Canudos. El director se sorprende pero acepta y le advierte que al coronel no legustan los peridistas.
CAPÍTULO T R E S
El envío militar dirigido por Moreira César tuvo un buen recibimiento. El Séptimo Regimiento comienza su campaña militar y llego primero a Queimadas. Al enterarse los yagunzos de que se acerca un poderoso ejército de unos doscientos mil hombres, preparan la defensa de Canudos y organizan la Guardia Católica. La población se encarga del almacenamiento demuniciones y víveres. Galileo Gall y Jurema para sobrevivir se unen a unos extraños de un viejo circo. Tiempo después por orden del Barón se llevan a Galileo para demostrar la mentira de la noticia sobre el descubrimiento del cadáver del inglés. Cuando Rufino se entera de que ha sido entregado al Barón se va a buscarlo pero el Barón se niega a entregárselo. Galileo Gall es traicionado por su guía...
tracking img