La muerte

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 11 (2644 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 15 de noviembre de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
Trabajo: LA MUERTE

Oscar Johan Castillo Niño

11-1 J.t.

Área de Filosofía.

Colegio Aurelio Martínez Mutis
Bucaramanga Santander 04 de noviembre de 2011

El concepto de la muerte ha propiciado diversos sistemas de creencias y prácticas mágico-religiosas a lo largo del tiempo, en unintento de entender y manejar esta realidad inevitable de la naturaleza. En las sociedades modernas, desde hace cuatro o cinco décadas la forma de enfrentar la muerte ha cambiado, y hoy se rechaza la muerte, se esconde, se vive con angustia: la muerte ha dejado de ser aceptada como un fenómeno natural.

Se ha perdido el derecho a ser protagonista de su propia muerte. Hace años el individuo moría en sucasa, rodeado de su familia, incluidos los niños, amigos y vecinos. Los niños tenían contacto con la muerte, conocían su existencia y, cuando ya adultos les llegaba su momento, no les cogía tan de sorpresa y desprovistos de recursos para afrontarla, como sucede hoy. Prepararse para morir constituía un acto fundamental en la vida de una persona de aquellos tiempos; su dignidad dependía de lagrandeza con que llevara a cabo ese último acto de despedida.

Actualmente hemos pasado de una muerte familiar a una muerte escondida, ocultada. Al enfermo casi siempre se le oculta la gravedad de su enfermedad, se le sobreprotege, ‘otros’ toman las riendas de su destino y se deja al enfermo en la ignorancia de que va a morir, cerrando la puerta a una comunicación abierta y a la espontaneidad de ladespedida en sus últimos momentos.

El hombre moderno desea que la muerte ocurra en plena inconsciencia (que sea fácil). Lo que en la actualidad se denomina buena muerte, corresponde a la muerte maldita de otros tiempos, la muerte inesperada. Pero cuando se pregunta a un enfermo al final de la vida cuál sería una buena muerte para él, la mayoría responde que una ‘buena muerte’ es una muerte sindolor, en su domicilio, acompañado de sus seres queridos. Debemos tener en cuenta que cada persona es única, con una historia y aprendizaje diferentes, cada persona tiene derecho a elegir ‘su muerte’, y respetar esto es respetar la dignidad y libertad del ser humano.

Aun así, en este ambiente de negación y rechazo, está surgiendo una creciente concienciación sobre el tema y cada vez es mayor elnúmero de personas que advierte que tenemos un enfoque equivocado de la muerte, que no necesariamente tiene que estar ahogada por la angustia y que se puede morir en paz de acuerdo a las creencias de cada uno.

Muerte y espiritualidad

La persona, como ser multidimensional, tiene unos aspectos físicos cognoscibles y otros que pertenecen al terreno de lo intangible y se denominan de diferentesmaneras: conciencia, alma, espíritu. Hay tantas formas de concebir la espiritualidad como culturas y creencias filosóficas. Lo que está claro es que tienen que ver con el cuestionamiento existencial de las personas, con la capacidad humana de vincularse con valores que llevan a la búsqueda de sentido y que abren la posibilidad auto trascendente. Esta dimensión espiritual del ser humano, a veces,no llega a expresarse y permanece latente. Una de las situaciones en las que se hace evidente y adquiere gran importancia es al final de la vida.

En la dimensión espiritual una persona tiene una serie de necesidades que debe cubrir. Igual que en el terreno físico la no satisfacción de las necesidades básicas (comer, beber, dormir, respirar) conlleva un sufrimiento, la no satisfacción de lasnecesidades espirituales también produce sufrimiento.

Al final de la vida el ser humano tiene ciertas necesidades peculiares, que pueden ser:

Necesidad de ser reconocido como persona, de amar y ser amado.

Necesidad de encontrar un sentido al sufrimiento de la vida, de la enfermedad y de la muerte.

Necesidad de reconciliación consigo mismo y con sus seres queridos.

Necesidad de...
tracking img