Las 4 llaves de la vida espiritual

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 2 (414 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 13 de marzo de 2012
Leer documento completo
Vista previa del texto
PRIMERA LLAVE:
DIOS LE AMA Y DESEA DARLE UNA VIDA CON PROPÓSITO.

El amor de Dios
"Porque de tal manera amó Dios al mundo, que ha dado a su Hijo unigénito, para que todo aquél que en Él cree nose pierda, mas tenga vida eterna". (San Juan 3:16)

La promesa de Dios
"Cristo afirma: Yo he venido para que tengan vida y para que la tengan en abundancia". (San Juan 10:10b)
Porque el hombre nodisfruta de esto? porque...

SEGUNDA LLAVE:
EL PECADO SEPARA AL HOBRE DE DIOS.
La realidad del pecado
"Por cuanto todos pecaron, y están destituidos de la gloria de Dios". (Romanos 3:23)

Laconsecuencia del pecado
"Porque la paga del pecado es la muerte". (Romanos 6:23)
El Hombre busca desesperadamente a Dios y la vida con propósito por su propio esfuerzo.., pero solo hay una soluciónpara este problema:

TERCERA LLAVE:
JESUCRISTO ES LA SOLUCION DE DIOS PARA EL PECADOR.
El murió en nuestro lugar
"Mas Dios muestra su amor para con nosotros, en que siendo aún pecadores. Cristomurió por nosotros". (Romanos 5:8)

El es el único camino
"Jesús le dijo: Yo soy el camino la verdad y la vida; nadie viene al Padre, sino por mí". (San Juan 14:6)
Dios llega al hombre a través deJesucristo…, pero saber esto no basta:

CUARTA LLAVE:
ES NECESARIO RECIBIR A JESUCRISTO COMO SEÑOR Y SALVADOR PERSONALMENTE.

La promesa
"He aquí yo estoy a la puerta y llamo; si alguno oye mivoz y abre la puerta, entraré a él...". (Apocalipsis 3:20)

La condición
"Mas a todos los que recibieron, a los que creen en su nombre, les dio potestad de ser hechos hijos de Dios". (San Juan1:12)
¿Cómo Recibir a Cristo?

“…Si pedimos alguna cosa conforme a su voluntad, El nos oye. Y si sabemos que El nos oye, en cualquiera cosa que pidamos, sabemos que tenemos las peticiones que lehayamos hecho.”
1 San Juan 5:14-15

De acuerdo a esa promesa pídale al Señor que venga a su vida. Orar es hablar con Dios. Dios conoce su corazón y no tiene tanto interés en sus palabras, sino más bien...
tracking img