Le chevalier de la charrete

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 20 (4800 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 9 de mayo de 2013
Leer documento completo
Vista previa del texto
El amor cortés en ´´Le chevalier de la charrette``

Resumen:
Narra las aventuras del caballero Lancelot en busca de la reina Ginebra, prisionera de Meleagant, y constituye un claro ejemplo del amor cortés. La dama siempre pertenece a una clase superior a la del amante, y éste debe llevar a cabo ciertos sacrificios con el fin de demostrar su carácter extraordinario y su devoción por el seramado.
En esta obra, la reina Ginebra es la amada de Lancelot, quien debe acudir a liberarla de Meleagant. Para tener éxito ha de llevar a cabo otras proezas, que constituyen diferentes pruebas. Una de estas pruebas da nombre al poema, pues Lancelot llega a subirse a una carreta, signo de deshonor en la Edad Media, con objeto de salvar a su dama. Al subirse a la carreta pierde su honor y seconvierte en un deshonrado. Pero es eso lo que exige un sacrificio por su dama.

Palabras clave: AMOR, CORTÉS, LANCELOT

El tema que engloba este trabajo del libro de Le Chevalier de la charrette, es el del amor cortés. La descripción de varias escenas en las que el amor cortés es lo principal, añadiendo diálogos y momentos en los que el libro trata esto.

El libro comienza con Chrétien de Troyes,que narra cómo su mujer, Marie de Champagne, le hizo escribir dicha historia que ella le contó, y en la cual, el amor tenía que ser adúltero. A lo que este la escribe con mucho gusto. La historia, según su mujer, tendrá un amor que supera a todos los valores, un amor como superioridad física y moral, un amor que hace que los amantes, en este caso, Ginebra y Lancelot, obedezcan a las pautas delamor.

Chrétien de Troyes apunta que:
Ya que mi señora de Champaña quiere que emprenda una narración novelesca, lo intentaré con mucho gusto: como quien es enteramente suyo para cuanto pueda hacer en este mundo.1

El capítulo del enano y la carreta, simboliza el primer conflicto “Amor-Honor” dentro de la obra de Chrétien de Troyes. El protagonista tiene que escoger entre subir ala carreta de los condenados para encontrar a Ginebra, perdiendo así su honor, o no subir a ella para conservarlo, pero perdiendo el camino hacia su dama. Aquí se presenta el enfrentamiento razón y amor, y es el último el que prevalece, introduciendo así al héroe de la novela como un héroe cortés al decidirse por la carreta, tan pronto como el enano que la conducía le dice que si se sube a lacarreta encontrará a la reina un día después. La carreta significa deshonor , por ello, en varias partes de la novela la gente se dirige al caballero para restregarle su deshonra, pero el caballero demuestra que él es un caballero valiente y digno de respeto y de admiración.

Chrétien de Troyes dice que:

Por aquel entonces las carretas servían como los cadalsos de ahora... para losasesinos y traidores, para los condenados en justicia... El que era cogido en delito era puesto sobre la carreta y llevado por todas las calles.2

Chrétien de Troyes afirma que:

«Enano,  ¡por Dios!, dime si tú has visto por aquí pasar a mi señora la reina.»
El enano, asqueroso engendro, no le quiso dar noticias, sino que le contesta:
«Si quieres montar en la carreta que conduzco,mañana podrás saber lo que le ha pasado a la reina.»

Mientras aquél reanuda su camino, el caballero se ha detenido por momentos, sin montar. ¡Por su desdicha lo hizo y por su desdicha le retuvo la vergüenza de saltar al instante a bordo! ¡Luego lo sentirá!

Pero Razón, que de Amor disiente, le dice que se guarde de montar, le aconseja y advierte no hacer algo de lo que obtenga vergüenza oreproche. No habita el corazón, sino la boca, Razón, que tal decir arriesga. Pero Amor fija en su corazón y le amonesta y ordena subir en seguida a la carreta. Amor lo quiere, y él salta; sin cuidarse de la vergüenza, puesto que Amor lo manda y quiere.3

Galván y el caballero encuentran a una dama a la que le preguntan si ha visto pasar a la reina. En este episodio, Galván como caballero le dice...