Masonry

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 51 (12746 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 26 de enero de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
LA FRANCMASONERÍA. SUS APOLOGISTAS Y SUS DETRACTORES
Eduardo Barriobero y Herrán
Madrid, 19351

Sobre el origen de la Francmasonería se han escrito muchas insensateces. El afán apologético de sus adeptos los llevó poco menos que a sostener que Adán fue masón, o que la Orden es de institución divina. Sociedades secretas, formadas por hombres de espíritu selecto, por hombres audaces o porhombres disconformes con el espíritu de su época, las hubo siempre, y es indudable que todas tuvieron sus ritos y sus ceremonias iniciáticas; pero no es en esta enredada madeja en donde se debe buscar el hilo histórico de la Francmasonería. Es ésta una Sociedad tan diferente de las demás, por sus fines, por su modalidad intrínseca y por su modalidad extrínseca, que invita a inquirir para ella un origenmás especifico. El nombre de "masón" (albañil) no debió ser adoptado caprichosamente. Lo más probable es, como han apuntado algunos autores franceses, que en los primeros tiempos no hubiera distinción ni línea divisoria entre el albañil y el masón simbólico. En los comienzos de la Edad Media, la Iglesia, enriquecida ya con la llamada "Donación de Constantino", comienza a cantar y escribir susfastos, sirviéndose para ello de la Arquitectura, que, como ha observado Novalis, es la música petrificada. (Mucho se ha discutido sobre la "Donación de Constantino", que es el origen del poder de la Iglesia y lo que le hace cambiar de "régimen" en el siglo IV. En la referencia hay una parte verdadera y otra comprobadamente falsa. Se dice que este Emperador era leproso y lo curó el Papa Silvestre pormedio del bautismo. Para, corresponder a esta singularísima gracia, le otorgó poder imperial sobre Roma y sobre toda Italia y lo instituyó árbitro en asuntos de fe. Así consta en un documento apócrifo del siglo VIII, que tuvo por objeto apoyar las pretensiones de poder temporal del Pontificado sobre Italia. Se sabe que el falsificador fue el famoso Isidoro Mercator o Pecator, que también habíalosido de unas "Decretales". Lo que hay de cierto en la Donación de Constantino es que este soberano, después de haberse convertido al cristianismo, mató a su mujer y a su hijo. Le sobrevino sin duda un arrepentimiento sincero, con los consiguientes propósitos de la enmienda y dolor de corazón y no se sabe si Silvestre el Papa o Eusebio de Nicodemia lo absolvieron con todos los pronunciamientosfavorables. Bien por agradecimiento, bien por penitencia, Constantino regaló entonces a la Iglesia objetos del culto y alhajas que pesaban seiscientas ochenta libras de oro y doce mil doscientas cuarenta y tres de plata, además de una fabulosa cantidad de diamantes, esmeraldas y otras piedras preciosas. Así, catorce siglos después, cerrando los ojos a los parricidios, pudo escribir el P. EnriqueFlórez: "Constantino, grande en el nombre, mayor en el ánimo, máximo en la piedad, y en todo mayor que las alabanzas que le dieres." La Iglesia hasta entonces había vivido en un régimen comunista; pero desde que tuvo quintales de oro y de plata, diamantes y esmeraldas, a la vista está el cambio.) En aquella época no había técnicos ni facultativos; el peón puede ser arquitecto, después de haber pasadopor la línea serial de categorías que comienza con la de
1

Tomado de la web www.asturiasrepublicana.com.

aprendiz. Cada categoría hubo, necesariamente, de formar un grupo, y aun dentro de éstos parece inevitable la clasificación y !a selección por aficiones y por capacidades. De otra manera, se hubieran perdido los grandes secretos de orden práctico, precursores de los sistemas científicos,que hicieron posible la edificación de tanta maravilla. Como la alegoría y el símbolo eran imprescindibles en aquellas construcciones, dado el destino de ellas, tuvieron que buscarlos en la leyenda bíblica, que aún hoy es la médula del rito masónico. Y no pudo menos de ocurrir, como sucede hoy, que los grandes artistas (arquitectos, pintores, escultores, decoradores, metalistas, vidrieros,...
tracking img