Mondrian y el infinito

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 25 (6213 palabras )
  • Descarga(s) : 7
  • Publicado : 26 de agosto de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
Mondrian y el infinito
Por Julián González G.

”El intelecto confunde la intuición.”
Piet Mondrian

A los setenta y dos años se supone que todavía hay muchas cosas por hacer, metas que cumplir, compromisos y hasta obligaciones, sobre todo consigo mismo y no tanto con los demás. Es una edad en la que algunos dicen que se es todavía joven y otros que se es un anciano, o casi. Todo escuestión de perspectiva.
Piet Mondrian tenía casi setenta y dos años cuando murió a consecuencia de la complicación de una pulmonía que no se trató a tiempo. Un suceso que pasó casi inadvertido en su momento. En sus últimos pasos al sepulcro fue acompañado por unos cuantos amigos y admiradores al igual que él artistas y también por otros compañeros de exilio en la ciudad de Nueva York aquel 1de febrero de 1944, en pleno invierno.
El Nueva York que despidió a Mondrian estaba especialmente involucrado en los acontecimientos que por ese entonces se desarrollaban al otro lado del mar. Gran cantidad de tropas se embarcaban con destino a Europa, especialmente a Inglaterra, para iniciar las maniobras y los simulacros de la invasión del continente que se haría realidad cuatro mesesdespués. La maquinaria nazi, que había conquistado el oriente y el occidente europeos en apenas dos años, estaba empezando a retroceder después de los desastres de Stalingrado y el norte de África. Italia estaba siendo invadida por los aliados, mientras que las ciudades alemanas y sus instalaciones armamentísticas estaban siendo sistemáticamente bombardeadas por las fuerzas aéreas inglesa yestadounidense. Estados Unidos había entrado oficialmente en la guerra después del ataque japonés a la base naval de Pearl Harbor y su esfuerzo bélico se extendió por el Pacífico y Europa en apoyo a Inglaterra y la Unión Soviética. En los inicios de 1944 se pronosticaba que Europa pronto sería invadida por los aliados y la guerra llegaría a su fin en cualquier momento. El fin de la guerra y el triunfo de losaliados estaba a la vuelta, pero era necesario mantener el ánimo en la población ante los enormes sacrificios que la campaña exigía. Los carteles propagandísticos abundaban, los cines emitían sin cesar cortos patrióticos de una guerra que estaba a la vez muy lejos y muy cerca. El objetivo era acabar con el eje del mal y según la propaganda los aliados iban a triunfar, aunque la historia nos diceque aún faltaba hacer esfuerzos casi sobrehumanos para lograr el triunfo final año y medio después.
Mondrian, en medio de ese mundo expectante por la victoria futura, al morir dejó sin concluir su último cuadro: “Victory Boogie Woogie”.
También en invierno, el 7 de marzo de 1872, en el pueblo holandés de Amersfoort, nacía el segundo hijo del matrimonio del maestro Pieter CornelisMondriaan y de su esposa Johanna Christina. El niño fue bautizado con el mismo nombre que su padre en la iglesia reformada holandesa de la localidad. Tenía una hermana dos años mayor y después del nacimiento de Pieter el matrimonio tuvo dos hijos más.
La Holanda en la que nació Mondrian vivía de sus viejas glorias del siglo XVII. En 1848 el país se convirtió en una monarquía constitucional conuna economía basada primordialmente en la agricultura y el comercio marítimo. Un país tranquilo y pobre, pero sin agitaciones sociales, que inicia por esos años la industrialización que transformaría en poco tiempo el paisaje que los viejos pintores habían plasmado magistralmente.
El padre de Pieter, maestro y artista, era un hombre piadoso, muy ligado a la iglesia protestante local, de raízcalvinista y ultraconservadora. Era uno de los miembros más activos de la comunidad, trabajando y cediendo mucho de su tiempo y recursos a favor de las obras de la parroquia. La pobreza se asomaba por los rincones de la casa familiar. La madre tenía una constitución débil y se enfermaba constantemente, por lo cual Johanna Christina, la hermana mayor que se llamaba igual que su madre, se hacía...
tracking img