Policia de aproximidad

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 9 (2061 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 2 de junio de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
Un agente más cercano 
En Bogotá, un nuevo concepto de seguridad permite que policías y vecinos trabajen juntos para prevenir el crimen y la violencia
Por Charo Quesada
Cuando la camioneta de la policía se adentra en el barrio de La Libertad, dentro de la alcaldía menor bogotana de Bosa, hace rato que desaparecieron calles pavimentadas, semáforos, casas pintadas, comercios o cualquier signoque denote algo más que una subsistencia rozando los mínimos. Dentro de los estratos de 1 a 6 que Bogotá aplica a sus localidades para clasificarlas según su nivel económico y social, Bosa, 410.000 habitantes, está entre 1 y 2. Nivel cero es pobreza absoluta.
El capitán Elver Oviedo, coordinador de la zona sur de la Policía Nacional de Bogotá, asegura que una visita a La Libertad es la mejor manerade mostrarle a una periodista la difícil y dedicada labor de un policía comunitario. Saliendo de la camioneta, Oviedo se acerca a dos jóvenes policías comunitarios que han dejado aparcadas sus bicicletas contra el muro de un modesto taller de carpintería y charlan animadamente con unos vecinos.
|
Puertas abiertas: Policías siempre dispuestos a escuchar los reclamos de la comunidad. |
“A verBolaños”, pregunta Oviedo. “Cuente lo que hace y por qué está usted aquí”. El agente Mauricio Bolaños explica que los cuatro años que lleva en este barrio no han sido fáciles pero los resultados se empiezan hoy a sentir. Pero antes de que el policía pueda entrar en detalles, Jorge Duque, presidente de la Junta de Acción Comunal del barrio, lo interrumpe.
“Mire,” dice Duque. “En esta parte delbarrio le estaba vetada la entrada a la policía. Tres familias controlaban el negocio del narcotráfico y el crimen y han estado empleando a niños y jóvenes en robos y venta de drogas bajo amenaza de represalias y pagándoles con droga. Bolaños se propuso sacar a los chicos de esa espiral y hoy su conducta se ha modificado”.
Bolaños admite con modestia que hoy una gran parte del barrio confía en él,le cuenta lo que ocurre, y le advierte de los peligros. También dice que entre el grupo de chicos que le rodea en la esquina están algunos que se han convencido de que quizás valga la pena probar otra forma de vida, aunque el convencimiento sea todavía frágil.
Romper la tradición. El policía comunitario —definido como el agente dedicado a patrullar diariamente un barrio y establecer una relaciónestrecha con sus residentes— es todavía un concepto incipiente en América Latina. La mayor parte de los países de la región tienen sistemas de policía nacional dependientes de la burocracia central. Una consecuencia de esta situación es que la policía no responde al control de gobiernos locales o municipales y, por lo tanto, carece de incentivos para desarrollar buenas relaciones con losresidentes.
Los 1.000 policías comunitarios de Bogotá, que patrullan en parejas cubriendo vecindarios de 2.000 a 4.000 residentes, representan una ruptura importante con la tradición. Son el aspecto más visible del esfuerzo que en la última década ha realizado esta ciudad de siete millones de habitantes por replantearse todo lo relacionado con la seguridad pública.
Los frutos de este esfuerzo han sidoextraordinarios. Según el Observatorio de la Violencia de la Secretaría de Gobierno, el número anual de muertes violentas en Bogotá (por homicidio, accidente de tráfico y otros) descendió de 7.144 en 1993 a 3.194 en el 2002. Hoy la tasa de homicidios por 100.000 habitantes en Bogotá es la más baja entre las grandes ciudades del país.
En una encuesta de 1983, un 73 por ciento de los colombianosentrevistados declaraba tener una imagen negativa de la policía. Pero en 2002 otra encuesta, esta vez realizada por la Universidad Javeriana, indicó que 85 por ciento de los bogotanos entrevistados tenía una percepción positiva de la policía comunitaria. Un 86.3 por ciento aseguró que había dado respuesta a sus demandas y quejas. Un 99 por ciento dijo que su trato era amable, y un 86.5 por ciento...
tracking img