Seminario

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 33 (8109 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 3 de noviembre de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
Unidad II Factores del éxito profesional.

2.1.- Atrévete a ser sensato

2.2.- El sentido de la honradez

2.3.- La integridad, factor del éxito

2.4.- La importancia de la sencillez

2.5.- La esencia de la virtud

Introducción:

La Unidad II, presenta los factores que debemos tomar en cuenta para lograr el éxito profesional y personal.

Considerándolo de vital importanciae indispensable en todos los

roles de nuestra vida; llegando a la integridad como factor de éxito.

En diversas ocasiones, nos hemos percatado que la sensatez,

Honradez, integridad, sencillez y la virtud, son valores que se han ido perdiendo, sobre todo en los profesionistas de hoy en día, es por eso que hemos considerado todos estos puntos indispensables para la formación de losestudiantes.

Realizarán reportes de lectura para el enriquecimiento de los temas y fomentarles el hábito de la lectura.

Atrévete a Ser Sensato. 2.1

Objetivo: El alumno valorara la sensatez como un elemento de éxito laboral

H

ace muchos años el gran poeta romano Horacio decía: “atrévete a ser sensato.

Empieza hoy.El que pospone la hora de vivir como debe ser igual al rustico que para pasar un río espera a que acabe de correr toda el agua”. No olvides nuca este consejo. Frente al problema que para ti representara vivir de acuerdo con tus convicciones, estas palabras pueden serte de verdadera ayuda. Ya descubrirás que con frecuencia en la vida hallamos toda clase de trabas. Veras como muchas veces, sujetos aun estado de cosas, o de alma, o de conducta, no es fácil sacudir la inercia y preferimos dejarnos estar en la condición en que nos encontramos, a sabiendas de que al hacerlo cometemos un error. Nos falta valor para ser sensatos. Seguimos en la inacción, conscientes de que debiéramos remover de nosotros todo aquello que nos impide obrar de acuerdo con la verdad y la conciencia. A veces se entablaen el corazón una lucha entre la conciencia, que nos insta a reaccionar como debemos en el tiempo que debemos hacerlo, y nuestro temor a lanzarnos a una acción que podría crearnos dificultades y, tal vez, impopularidad. A veces, cuando por fin nos decidimos a obrar ya es demasiado tarde. Paso nuestra oportunidad y deberemos seguir arrastrando nuestra medianía. Si estas verdades son de inmensovalor en lo que se refiere al aspecto material e intelectual de la vida, ¡de cuanto más valor son cuanto se aplican a nuestro problema espiritual y al hecho de que podríamos librarnos de las mil trabas y prejuicios que pliegan nuestras alas espirituales y nos impiden ascender a la cumbre desde la cual podríamos mirar cara a cara al mismo sol!

Debes de atreverte a hacer las cosas en el momento enque debas hacerlas y como deben ser hechas. ¡Que nunca te falten la decisión y el valor necesarios para hacer una resolución que te aleje del mal y que ponga en tu corazón y tu conciencia a tono con el bien! Y una vez hecha esa resolución, atrévete a vivir de acuerdo con ella todos los días de tu vida. No te bastara desear ser bueno. Con la ayuda de Dios debes serlo. Ya lo decía Napoleón “no seganan batallas con buenos deseos”.

En una carta anterior te he hablado acerca del valor. Pues bien, para ser sensatos cuando los demás desprecian el serlo, hace falta valor. Que este no te falte nunca. Atrévete a luchar contra la medianía, contra la vulgaridad, contra la rutina, contra el dejarse estar. Te he citado mas de una vez las palabras verdaderamente inspiradas, que dicen: “En lasvocaciones humildes de la vida hay mas de un trabajador que sigue pacientemente la rutina de sus tareas diarias, inconsciente de que hay en él facultades latentes que, puestas en acción, le colocarían entre los grandes del mundo”.

¡Cuantas personas no se atreven a seguir los dictados de su conciencia y pudiendo ser grandes, sobre todo grandes ante los ojos del Todopoderoso, siguen viviendo una...
tracking img