Asdfasdfasdfas

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 8 (1962 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 12 de septiembre de 2012
Leer documento completo
Vista previa del texto
-------------------------------------------------
García Hurtado de Mendoza
.
-------------------------------------------------
Primeros años
Fue hijo de Andrés Hurtado de Mendoza, II marqués de Cañete y virrey del Perú, y de María Manrique, hija del conde de Osorno, pertenecía a una de las más importantes familias de la aristocracia castellana: la Casa de Mendoza. Sucedió en el marquesadoa su hermano Diego Hurtado de Mendoza, III marqués de cañete.
En 1552 se había fugado de casa, con la intención de servir a su rey Carlos I en una expedición que se preparaba contra Córcega. Demostró gran valor en esta campaña y también en Toscana, cuando esta república quiso desprenderse del dominio español. Se incorporó al ejército imperial en Bruselas, y estuvo junto a Carlos I en su victoriaen la Batalla de Renty.
Al conocer que su padre sería designado virrey del Perú, volvió a España y le pidió que lo llevase a América. Durante el viaje se encontraba también Jerónimo de Alderete, que había sido designado por el rey como sucesor de Pedro de Valdiviaen la gobernación de Chile. Sucedió que Jerónimo enfermo y murió durante el viaje, y con el poder que tenía su padre como virrey delPerú, convocó a gente proveniente de Chile y viendo que diferían si Villagra o Aguirre calificaban como el sucesor de Valdivia, cortó por lo sano y nombró a su hijo como nuevo gobernador de Chile; además, un nuevo gobernador que no tenía afinidades con Valdivia haría atraer más españoles hacia Chile, así como unificaría a los bandos en disputa.
Gobernador de Chile
Dicho nombramiento agradó aGarcía y se informó de los problemas que existían en Chile, sobre todo el asunto de la rebelión indígena y la disputa grave entre Francisco de Aguirre y Francisco de Villagra por el puesto de gobernador de Chile.
Contaba con 21 años de edad y era un joven de demostrada valentía, orgulloso de su linaje e inteligencia, y como contraparte, poseedor de un carácter muy altanero y orgulloso, de accesosviolentos, muy cerrado y autoritario, lo que le granjearía ocultos enemigos en su propio círculo.
Para ello contó con renovados caudales de las arcas del Perú y apertrechó ocho barcos, aquí resulta paradójico que el entusiasmo de venir a Chile tuviera una extraordinaria respuesta en contraste con tiempos pasados, pues se enrolaron 500 hispanos, una parte se vendría por tierra al mando de Luis deToledo y Pedro de Castillo; y la otra parte por mar junto al nuevo gobernador. El primer grupo salió por tierra en enero de 1557 y el segundo por mar en febrero del mismo año.
Cuando iban a zarpar las naos, el virrey del Perú agasajó a su hijo y acompañantes con un proverbial festín y luego zarparon al son de marchas militares y disparos de cañones.
Junto con García Hurtado de Mendoza venía unséquito de ilustres hombres, entre ellos Alonso de Ercilla y Zúñiga, Francisco de Irarrázaval y Andía, Francisco Pérez de Valenzuela, Hernando de Santillán, jurista y erudito, el fraile dominico Gil González de San Nicolás y el franciscano Juan Gallegos, hombre muy ilustrado.
Hicieron escala en Arica el 5 de abril y el 9 se reanudó el viaje al sur.
Desembarcó en La Serena el 23 de abril de 1557. Ydeslumbró a los pobres de Coquimbo al ver junto al nuevo gobernador el ejército más grande hasta entonces visto en estos lugares contando con más de 500 hombres, armados con arcabuces y cañones, vestidos con armaduras y penachos de plumas. Desde entonces e les llamó los "emplumados".
Francisco de Aguirre le recibió muy hospitalariamente en La Serena, pero conociendo el nuevo gobernador los problemasde litigio entre Aguirre y Francisco de Villagra por la gobernación de Chile, no dudó un segundo en tomarlos presos, repitiéndose la misma situación con Villagra que venía llegando a La Serena y los colocó en un barco. Este hecho fue considerado muy injusto por los castellanos avecindados en Chile ya que ambos tenían méritos más que suficientes para ser enaltecidos.
Lo más natural y dada la...
tracking img