Bicentenario

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 10 (2404 palabras )
  • Descarga(s) : 9
  • Publicado : 25 de abril de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
En 2009 se conmemora los 150 años de la publicación de “El origen de las especies” de Charles Darwin. Se puede decir, sin temor a equivocarnos, que con ese libro Darwin nos alejó un poco más de las tinieblas, de la oscuridad, de la ignorancia. Además, hoy, 12 de febrero de 2009, se cumple el 200 aniversario del nacimiento de este naturalista británico. NeoFronteras, desde su creación, ha venidopublicando noticias sobre evolución, paleontología y otros resultados afines a estos campos. Esta semana se ha hecho un esfuerzo extra en este sentido. No es difícil, todas las semanas surgen noticias interesantes sobre estos temas, es un campo vivo y fructífero de la ciencia, pues el estudio de la evolución biológica no ha terminado. Solo esperamos que la repetición de las algunas de esasnoticias, que ya otros medios han cubierto, no les reste interés.
Este artículo de ahora pretende ser una pequeñísima introducción a la evolución para los no iniciados (ojalá no se aburran el resto de los lectores, sobre todo los habituales, a los que les parecerá que hay argumentos repetidos), un granito de arena a la difusión de este tema y un pequeño, humilde y respetuoso homenaje a la obra de unhombre que cambió el mundo.
Solamente en contadas ocasiones la ciencia produce un resultado que cambia la manera de ver el mundo y nos desplaza, del inmerecido lugar privilegiado en el que nos hemos colocado a nosotros mismos, a la periferia. Pasó con Copérnico y su sistema heliocéntrico, y pasó con Darwin y su teoría de la evolución, que revolucionó el pensamiento humano. Se puede decir que Darwines a la Biología lo que Isaac Newton a la Física y que no se puede entender la Biología sin evolución.
La idea que Darwin introdujo nos afecta personalmente, porque nos afecta en la idea que tenemos de nosotros mismos. No somos una especie apartada de todas las demás, formamos parte de una historia evolutiva compleja y magnífica, somos una pieza más. Sí, el ser humano evoluciona biologicamente.Darwin, por fin, nos saca del pensamiento dogmático y mitológico. No es de extrañar la resistencia que encontró (y encuentra) su teoría de la evolución entre los fundamentalistas religiosos.
Esta injerencia en los sistemas científicos por parte de los sistemas de “conocimiento” de verdad revelada debe de terminar. Desde luego, en el mundo científico no hay conflicto creacionista, por la mismarazón que en ciencia nadie discute que la Tierra gire alrededor del Sol. Son agentes externos a la ciencia los que sostienen otra cosa y crean polémica gratuitamente.
Antes de que las mentes trastornadas de los creacionistas empiecen a apilar la leña de la hoguera (al parecer también hay creacionistas que hablan español), aclaremos qué es eso de “teoría” y veamos un poco de epistemología muy básica.Primero hay que decir que la palabra “teoría” tiene una acepción coloquial que hace referencia a un “conocimiento especulativo”. No es así en ciencia. Una teoría científica es un conjunto de leyes que sirven para relacionar determinados fenómenos naturales. La teoría de la evolución no es menos importante porque sea una teoría, al igual que la teoría gravitatoria de Newton o la Teoría de laRelatividad de Einstein (que dicho sea de paso sirve para que su GPS sea más preciso) no son menos válidas al ser teorías. Hacer que un misil se guíe por un “conocimiento especulativo” haría de estas armas más terroríficas de lo que ya son.
Distingamos sobre todo la diferencia entre hecho evolutivo y la teoría que lo explica. La gravedad existe, independientemente de si la pretendemos explicarlamediante la teoría newtoniana o con la Teoría de la Relatividad General de Einstein. Las teorías, que son al fin y al cabo modelos de realidad, son sustituidas o complementadas por otras mejores en el transcurso del tiempo. Al fin y al cabo son productos intelectuales. La ciencia no es un listado de resultados o de “verdades absolutas establecidas”, es un proceso.
Los hechos, sin embargo, no...
tracking img