Caso jesuita

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 20 (4980 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 1 de marzo de 2012
Leer documento completo
Vista previa del texto
Integrantes |# de lista |

Grado: 1° año de bachillerato.
Sección: “B”. | |
|Josué Alvarado. |2 | |
|Claudia Peña. |30 | |
|Jhosselyn Lizama. |19| |
|Sandra Hernández. |17 | |
|Marcela Martínez. |21 | |
|Michelle Rodríguez. |33| |





Introducción.
En el presente trabajo damos a conocer la violación histórica a los derechos humanos del caso jesuita, el cual, comenzó el día 15 de noviembre de 1989, relataremos la historia de cómo ocurrieron los hechos, los motivos detrás de sus actos, los principales culpables de ella y lospadres y campesinos afectados.
Presentaremos el papel que el salvador ha tomado y porque dicho papel consiste en dejar este caso sin una solución para toda la población salvadoreña.
Por medio de una investigación cibernética y a través de libros, hicimos una recopilación de datos mostrando nuestra perspectiva en dicho caso, seguida de una conclusión, exponiendo nuestros ideales y pensamientos deella.

Desarrollo

Motivo:

El padre Ignacio Ellacuría y demás padres jesuitas fueron asesinados en nombre de la democracia y de la patria; luchaban por los derechos humanos y su cumplimiento. Quienes los mataron usaron todos estos nombres en vano, porque todos ellos lucharon por una democracia real, en la cual prevaleciera la lógica de las grandes mayorías sobre las de las minoríasprivilegiadas y la lógica del trabajo sobre la del capital, amaron esta disfuncional patria nuestra y dieron lo mejor de sí mismos, no dejando atrás siempre creyendo en un Dios de Jesús hasta seguirlo en su muerte y resurrección. Esta masacre ha puesto en evidencia ante el mundo su persona y la de los que los mataron.

Los jesuitas no eran comunistas. Lo que ellos pretendieron, a toda costa, fue eldiálogo. Pero eso justamente es lo que no toleraba la derecha intransigente de ARENA. Su ley era la ley del más fuerte. Por eso mataron al jesuita Rutilio Grande, luego a Mons. Romero, a Ellacuría y los otros jesuitas de la UCA, y sobre todo a miles de campesinos que no querían nada más que defender sus derechos más elementales. Los responsables intelectuales y materiales del espantoso crimen han quedadoen la mayor impunidad, ciertamente, la justicia en El Salvador, por el momento, es ciega y sorda.


Como ocurrieron los hechos

El jueves 16 de noviembre de 1989, La noche del crimen.

El día anterior, 15 de noviembre, Espinoza recibió la orden de presentarse ante Benavides en la Escuela Militar. En dicha Escuela, se encontró con el Teniente Yusshy Mendoza Vallecillos, quien le repitióque el Coronel lo que quería ver a él y a su subteniente Guevara Cerritos.
Encontraron al coronel en una sala de oficiales y, se encaminaron al despacho de este último, donde el coronel dijo:-“Esta es una situación donde son ellos o somos nosotros; vamos a comenzar por los cabecillas. Dentro del sector de nosotros, tenemos la Universidad y ahí, a Ellacuría”.
Mendoza, el teniente, va comoencargado de la operación quien se apoyaba con Espinoza.

Ya listos para salir, el teniente Mendoza ofreció un fusil AK-47 a quien pudiera manejarlo (éste sujeto era Óscar Amaya Grimaldi, Soldado del Atlacat).El comandante Espinoza dio la información acerca de su misión, la cual era: la matanza a “unos delincuentes terroristas que se encontraban en el interior de la UCA”.-
*El Soldado Amaya...
tracking img