Comentario al libro de marcelo isacovich

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 5 (1159 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 27 de mayo de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
Corriente económica objetiva

Introducción a la economía política
El interés por conocer las bases de la economía política marxista se acrecienta constantemente. Un índice de ello es la sostenida concurrencia que asiste a los numerosos cursillos de Introducción a esa ciencia que vienen dictando en nuestro medio, ante un público por lo general heterogéneo que, en la mayoría de los casos, acabade finalizar una intensa jornada de labor y no posee conocimientos previos del tema. Tales cursos buscan ser útiles incluso para quienes no cuentan con tiempo para complementarlos con la lectura individual de la bibliografía recomendada. Además, el objetivo debe resolverse en un número limitado de clases en corta extensión horaria.
Si bien existen en nuestro idioma numerosos manuales marxistas deeconomía política, ninguno de ellos satisface las exigencias expuestas. Por tal motivo, el autor se propuso la publicación del presente texto, que ha sido utilizado ya como guión en repetidos cursos de Introducción a la Economía Política. Tales cursos se han dictado en dos niveles. El primero estudia el objeto de la economía política, sus categorías fundamentales y las leyes del capitalismo talcomo rigen durante su etapa pre-monopolista. El segundo nivel estudia la concentración del capital, la generalización de los monopolios, el imperialismo, el capitalismo monopolista de estado y la crisis general del sistema.
La economía es la ciencia más discutida, más ligada a la vida cotidiana. Temas como precios, salarios, ocupación, inflación, crisis, preocupan y afectan a todos. Pero laeconomía, pese a su popularidad, no entrega fácilmente sus verdades a la comprensión del hombre común.
El objetivo de toda ciencia es desentrañar las leyes que rigen los fenómenos de la realidad, para lo cual debe desgarrar los velos que cubren su esencia, abandonar la superficie e investigar lo profundo. Esta tarea es particularmente necesaria y difícil en el campo de la economía porque, en susdominios, es frecuente que la apariencia oculte la esencia de los fenómenos, que aparenten ser lo contrario de lo que realmente son. De ahí que sea imposible comprender, sin conocimientos previos, la raíz de los problemas que se discuten a diario. Consideramos que ello justifica sobradamente nuestro intento de popularizar las bases fundamentales de la ciencia económica, abrir un sendero que nos interneen lo profundo de ese ámbito, a la vez tan cotidiano y tan misterioso.
¿Qué significa la palabra economía? Este término deriva de los vocablos griegos oikos (orden) y nomos (casa). Literalmente, orden en la casa, o sea, buena administración doméstica. Cuando la idea se traslada del ámbito familiar al ámbito social, entramos al terreno de la economía política (polis, ciudad) La economía políticaestudiaría, pues, la mejor administración de la cosa pública, la mejor utilización de los recursos de la sociedad. Hasta aquí pareciera no existir dificultad alguna. ¿Y en la práctica?
Imaginemos que un importante grupo financiero, utilizando ampliamente el crédito bancario, instala una cadena de hoteles de gran lujo. El negocio resulta excelente, los hoteles trabajan a pleno y la empresa obtienealtos beneficios. He aquí un ejemplo de utilización de los recursos sociales, recaudados primero por bancos y puestos luego en acción a través del crédito.
Esta utilización del ahorro nacional ¿es buena o es mala desde el punto de vista económico? Es buena —opinarán indudablemente los dueños de esos hoteles y sus acaudalados clientes—. Pero hagamos igual pregunta a las organizaciones que agrupan acentenares de miles de habitantes de las villas de emergencia. Ellas nos dirán, seguramente, que los recursos disponibles no deben destinarse a la financiación de hoteles o departamentos de lujo, sino a la edificación de viviendas populares. Eso no es posible —responderán a su vez los empresarios de la construcción—; si los sectores modestos no tienen capacidad adquisitiva ¿quién nos compraría...
tracking img