Competencia En El Mercado De Crédito Bancario Mexicano

INTRODUCCIÓN
En este trabajo se intenta medir el nivel de competencia existente en los mercados de crédito bancarios en México mediante del indicador estadístico H desarrollado por Panzar y Rosse (1987). Su metodología se basa en la correspondencia que existe entre la estructura de mercado y la respuesta (proporcional) de los ingresos de los bancos a cambios (proporcionales) en los precios delos insumos utilizados. La metodología se aplica tanto al mercado de crédito en su conjunto como a carteras de crédito particulares.
Es esencial realizar un análisis de competencia para el sector bancario mexicano que abarque los últimos años, específicamente de 2000 a 2007, por varias razones. Después de la crisis financiera de 1994-1995, los bancos mexicanos iniciaron un proceso de ajusteprofundo que no terminó sino hasta principios de la presente década, que incluyó, entre otras cosas, la participación mayoritaria de bancos extranjeros. De manera simultánea, las autoridades financieras realizaron diversos cambios institucionales y regulatorios con el propósito de reducir la vulnerabilidad del sistema bancario. Asimismo, se efectuaron modificaciones contables que alteraron lamanera en que se registraban algunas de las variables financieras más relevantes. La mayor parte de los ajustes ocurrieron antes del año 2000. De este modo, entre 1995 y 2000 los bancos parecían más preocupados por alcanzar una situación financiera sana que por proporcionar crédito. Paralelamente, la estabilidad macroeconómica que ha caracterizado al periodo 2000-2007 ha proporcionado las bases para elaumento del crédito y la creación de competencia, no sólo en el sistema bancario, sino en la economía en general. Por las razones anteriores, el periodo mencionado parece apropiado para estudiar el comportamiento competitivo de los bancos mexicanos.
En México existe la percepción generalizada de que las tasas de interés de los créditos y las comisiones asociadas a los servicios bancariosson demasiado elevadas. Además, suele considerarse que las ganancias de los bancos son excesivas. Se infiere entonces que la competencia bancaria no es intensa. Sin embargo, no existen estudios formales que sustenten tales afirmaciones; más aún, es factible que el nivel de competencia no sea homogéneo en todos los servicios bancarios, porque las condiciones en que se prestan no son iguales. Porejemplo, las empresas grandes pueden obtener financiamiento de diversas fuentes internas y externas, incluyendo los bancos mexicanos. De manera similar, en algunos segmentos del mercado hipotecario, los bancos interactúan con importantes agentes no bancarios. Esto debería traducirse en condiciones de mercado más competitivas. En contraste, en el mercado de crédito al consumo los bancos prácticamenteno tienen sustitutos. Por lo tanto, el análisis de la competencia existente en cada mercado crediticio debe realizarse por separado.
Por dicha razón aplicamos la metodología de Panzar y Rosse (p r) a los ingresos generados en cada mercado de crédito bancario (hipotecario, comercial y de consumo). Es razonable suponer que el precio de los insumos para un banco dado es el mismo sin importar eluso que se les dé, en términos de los créditos que se generen, lo que es equivalente a definir cada una de las fuentes de ingreso por crédito reportadas por separado en el estado de resultados como un mercado particular. Aunque este enfoque mantiene un elevado grado de agregación, es mejor que analizar la competencia a nivel de las actividades bancarias en su conjunto.
Otros estudios hanaplicado esta metodología a diferentes grupos de instituciones dividiendo la muestra completa en bancos grandes y pequeños (Vesala, 1995; Bikker y Haaf, 2002), lo que implica suponer que existen dos segmentos de mercado, uno atendido por los bancos grandes y otro que es servido por las instituciones pequeñas. Sin embargo, hasta donde sabemos, este es el primer estudio que emplea la metodología de...
tracking img