Cultura brasileña

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 12 (2989 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 28 de febrero de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
HISTÒRIA

Los indios brasileños nunca desarrollaron una civilización como la inca o la maya; son pocos los restos arqueológicos que nos han legado, a excepción de algunas vasijas, montones de conchas de moluscos y esqueletos. La población india era muy variada; se estima que, cuando los portugueses llegaron al país por primera vez, había entre dos y cinco millones de habitantes en elterritorio que ahora ocupa Brasil. Hoy en día quedan menos de 200.000, la mayoría de ellos refugiados en las selvas del interior de Brasil.
En el año 1500, Pedro Alvares Cabral zarpó de Lisboa rumbo a la India, pero por accidente llegó a la costa brasileña. Sin embargo, algunos historiadores defienden que éste era en realidad el destino que perseguía, y es cierto que por los términos en que informó al reydel "descubrimiento" da la sensación de que la existencia de Brasil ya era bien conocida por los marineros de la época.
En 1531, el rey Juan III de Portugal envió los primeros colonos a Brasil; en 1534, temiendo la ambición de otros países europeos, dividió la costa en doce capitanías hereditarias que entregó a los amigos de la Corona. Los colonos no tardaron en descubrir que tanto la tierracomo el clima eran ideales para el cultivo de la caña de azúcar y solucionaron las necesidades de mano de obra mediante la esclavización de la población india. La captura y venta de esclavos prácticamente llegó a convertirse en el negocio más lucrativo del país.
Durante el siglo XVII, los esclavos africanos, menos vulnerables a las enfermedades de los europeos, sustituyeron a los indios en lasplantaciones. Sin embargo, los africanos se resistieron con gran fortaleza a la esclavitud. Por todo el territorio, comenzaron a surgir los llamados quilombos, comunidades de esclavos que habían huido de las plantaciones; incluían desde pequeños grupos que buscaban refugio en la selva (mocambos) hasta la gran república de Palmares, que perduró durante casi todo el siglo XVII. En la década de 1690, sedescubrió oro en Minas Gerais, lo que produjo una estampida de brasileños y portugueses hacia ese territorio, arrastrando con ellos a innumerables esclavos africanos que trabajaron y murieron en las minas.
En 1807, los ejércitos de Napoleón entraban victoriosos en Lisboa. Dos días antes de la invasión, el príncipe regente portugués embarcaba rumbo a Brasil. A su llegada, estableció en Río deJaneiro la capital del Reino Unido de Portugal, Brasil y el Algarbe, convirtiendo así a Brasil en la única colonia del Nuevo Mundo sede de una monarquía europea. En 1822, el hijo del príncipe regente, encargado del gobierno de la colonia tras el regreso de su padre a Portugal, desenfundó las armas y declaró la guerra bajo el grito de ¡Independência ou morte!' (independencia o muerte). Como Portugalno disponía de las fuerzas necesarias para embarcarse en una guerra contra su mejor colonia, la independencia se consiguió sin el derramamiento de una sola gota de sangre.
Durante el siglo XIX, el azúcar, la principal exportación del país, fue sustituida por el café. Al principio, se utilizaban esclavos como mano de obra en los cafetales, pero con la abolición de la esclavitud, en 1888, se produjola llegada de miles de inmigrantes europeos, la mayoría de ellos italianos, para trabajar en estas plantaciones, denominadas fazendas. En 1889 tuvo lugar un golpe de Estado apoyado por la aristocracia cafetera que puso fin al imperio brasileño; como consecuencia, durante los siguientes 40 años el país estuvo gobernado por militares y por presidentes civiles supervisados por las fuerzas armadas.A mitad de la década de 1980, el milagro de la economía brasileña, mantenida en gran parte por los préstamos de los bancos internacionales, llegó a su fin; los militares devolvieron el poder al gobierno civil. En noviembre de 1989, se celebraron las primeras elecciones democráticas de los últimos 30 años, en las que Fernando Collor de Mello, ex campeón de kárate, derrotó por una estrecha pero...
tracking img