El alquimista

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 7 (1691 palabras )
  • Descarga(s) : 7
  • Publicado : 21 de septiembre de 2009
Leer documento completo
Vista previa del texto
EL ALQUIMISTA

El muchacho se llamaba Santiago. El era pastor y una noche llego a una iglesia abandonada con su rebaño para pasar ahí la noche. La iglesia tenia ya el techo desgarrado y un sicomoro había crecido en donde antes estaba la sacristía.
Esa noche tuvo un sueño que ya antes había tenido donde un niño aparecía y mostraba un tesoro que se encontraba en las pirámides de Egipto lascuales el no conocía.

Al día siguiente al despertar se dirigió a sus ovejas para despertarlas y se dio cuenta que la mayoría ya se habían despertado y pensó que talvez ellas se habían acostumbrado tanto a el porque tenia una muy buena relación con sus compañeras ya que pasaban mucho tiempo recorriendo los campos de Andalucía para llegar a los pueblos y ciudades donde el vendía la lana de sus ovejas.En cuatro días llegaría a la ciudad de Tarife para hacer negocios, el siempre hablaba con sus ovejas y en los últimos días solo hablaba de la hija de un comerciante de la ciudad a donde iban de la cual el estaba enamorado. Al llegar a la ciudad el muchacho se dirigió a la tienda del comerciante y este le dijo que esperara un poco, el muchacho se sentó en la acera para leer su libro cuando depronto una voz femenina le pregunto si sabia leer y el contesto que si, el platico con su enamorada por un largo rato relatándole historias sobre lo que había visto en los campos lo cual dejo a la muchacha sorprendida hasta que el comerciante los interrumpió para pedirle la lana de tres ovejas para luego marchar a casa.
Había transcurrido ya un año y el chico regresaría otra vez a esa ciudad perotalvez la linda chica ya no se acordaría de el. Seguía teniendo ese extraño sueño sobre el tesoro de las pirámides así que decidió ir con la gitana del lugar ya que tenía tiempo y quería que le dijera que significaba su sueño.

La gitana le dijo viendo su mano que sabia que tenia dudas sobre sueños y que los sueños eran obra de dios y cuando habla el lenguaje del mundo ella podíainterpretarlos pero si habla el lenguaje de tu alma solo el podría interpretarlo.
El le contó su sueño a la gitana y ella le dijo al enterarse del tesoro que no le cobraría nada por ahora pero que quería una décima parte si lo encontraba y lo hizo jurar que lo haría.

El muchacho salio de la tienda de la gitana sin que lo hubieran ayudado así que como le quedaba tiempo fue a una plaza y se sentó en unabanca a leer su libro, cuando de pronto se acerco un hombre con apariencia de mendigo y le pidió algo de beber pero solo quería algo de conversación así que le pidió su libro al muchacho para verlo y resulto que ya lo conocía. Luego le dijo al muchacho que el libro hablaba de la mayor mentira del mundo y que esta era que en algún momento de nuestra existencia perdemos el control de nuestras vidas yque pasan a ser controladas por el destino.

Luego el viejo le dijo que su nombre era Melquisedec y era rey de salem y que si le daba un décimo de sus ovejas le diría como llegar al tesoro lo cual dejo mudo al muchacho, porque sabia todo.
El viejo tomo una vara y escribió en la arena de la plaza la historia de su vida y le dijo que era muy bueno que siguiera su leyenda personal que era lo quehabía querido hacer toda su vida y que el siempre aparecía cuando una persona estaba a punto de abandonar su leyenda personal. Le dijo que viajara a África y fuera hasta las pirámides pero a cambio de todo quería la décima parte de sus ovejas así que el muchacho fue por sus ovejas a la casa de un amigo donde se las cuidaba y le dio al viejo rey lo que le correspondía el viajo le entrego dos piedrasllamadas Urim y Tumim y dijo que estas lo ayudarían cuando perdiera la fe.

Entonces el chico vendió sus ovejas y se fue a África donde rápidamente lo engaño un tipo en el que el había confiado para que lo guiara, robándole todo su dinero dejándolo solo con su alforja en una plaza ya vacía durmiendo en la calle y perdiendo toda esperanza de encontrar su tesoro. Al despertar se puso de pie y...
tracking img