El congo

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 23 (5507 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 6 de junio de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
I
L
a obra se inicia con una escena en la que Roger estaba recostado en la cama de una celda, de la cárcel de Pentoville Prison, Roger divisó la silueta del sheriff, que fue para informarle que tenía visita; era el ayudante de su abogado maître George Gavan Duffy; tenía que contarle los últimos acontecimientos ocurridos en la ciudad. Este le dio la noticia de que sus diarios, conspiradoscontra el imperio británico; los descubrió Scotland Yard, en su casa en Ebury Street.

El ayudante del abogado criticó a Roger, y le dijo que como pudo poner en tinta y papel semejantes cosas, y si lo hizo como no tomo la precaución de destruir esos diarios antes de ponerse a conspirar contra el imperio británico. Fragmentos de esos diarios circulan por todas partes, añadió; han entregado copias adecenas de periodistas. Están por todo Londres, en el parlamento, en la cámara de Lores, en los clubes liberales y conservadores, en las redacciones, en las iglesias. No se habla de otra cosa en la ciudad.
Roger no respondía, no se movía. Se acordó del día en que el fue arrestado, una mañana de abril de 1916; él sentía que ya no era el mismo de antes. El ayudante, al ver que Roger seguía sinresponder, le comento que su abogado lo tendría al tanto de la situación, y le pregunto si deseaba que este le transmitiera un mensaje.

Roger solo negó con la cabeza y se retiró; el regreso a su celda le resulto interminable.
Al llegar a la puerta, recordó su primer día en Pentoville Prison, cuando el sheriff le dijo que todos los reos que ocuparon aquella celda, sin ninguna excepción, habíanterminado en el patíbulo.
Roger preguntó al carcelero si podría tomar una ducha, sería bueno sentir el agua fría de ese caño enervándole la piel y azulándola de frio. El obeso carcelero le negó con la cabeza. No podrá bañarse hasta el día de la ejecución, dijo el sheriff; y ese día, solo si es su última voluntad. Otros, en vez de baño, prefieren una buena comida. Cuando Roger sintió que la puerta secerró, fue a tumbarse boca arriba en el pequeño camastro. Pensaba en muchas cosas, pero una y otra vez volvía a su memoria, la cara disgustada y la voz odiosa del rubio pasante ataviado como un figurín que le había enviado maître Gavan Duffy en vez de venir él en persona.

II
Su nacimiento, el 1 de septiembre de 1864, en Doyle’s Cottage, Lawson terrace,
Roger fue criado y educado comoanglicano de la Church of Ireland, al igual que sus hermanos Agnes (nina), Charles y Tom, siendo Roger el menor de todos. Roger fue bautizado como católico al cumplir 4 años. Su madre le había dado clases de piano, y tenía buena voz.
Lo que le interesaba Roger, eran aquellas historias que su padre (el capitán Casement) le contaba a él y a sus hermanos, historias de la India y Afganistán.
Cuandoaprendió a leer, le gustaba enfrascarse en las historias de los grandes navegantes, los vikingos, portugueses, ingleses y españoles. Aunque entre oídas y leídas, Roger prefirió siempre escuchar aquellas aventuras de su padre.
Su madre murió en 1873, sus hermanos se consolaron pronto, al igual que Roger, en apariencia. Porque, no podía mencionar ese tema jamás, si lo hacían, enmudecía y permanecíaencerrado en su mutismo hasta que se cambiara de tema. Quien no se consoló ni volvió a ser el mismo, fue el capitán Casement. El tan atildado, andaba ahora mal vestido y descuidado. Al poco tiempo decidió dejar Dublín y despacho a lo Roger y sus hermanos, al Ulster, a Magherintemple House, la casa familiar, donde fueron cuidados por el tío abuelo paterno John y su esposa Charlotte. Su padre se fue avivir a 40 kilómetros de allí. Desde entonces Roger vio a su padre rara vez. El capitán Roger Casement murió de tuberculosis en el año 1876.
En Ballymena Diocesan school, donde estuvo tres años, destacó en los cursos de idiomas e historia antigua; Escribía poesías. Practicaba deportes, sobre todo natación.
Roger, gozaba al aire libre. Pero todavía más a Roger le gustaban sus vacaciones de...
tracking img