El rostro

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 3 (725 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 7 de febrero de 2012
Leer documento completo
Vista previa del texto
El rostro que nos vamos construyendo

Por Rosa Montero
El Colombiano, 4 de noviembre de 2007 - Sección: opiniónEnlace:http://www.elcolombiano.com.co/BancoConocimiento/E/el_rostro_que_nos_vamos_construyendo/el_rostro_que_nos_vamos_construyendo.asp?CodSeccion=53

El otro día estuve leyendo el último número de la revista literaria Barcarola, dedicada a Borges. Y de pronto caí sobre unafoto del escritor porteño que creo que jamás había visto, un retrato maravilloso de cuando era adolescente. Increíble, me dije: resulta que Borges fue joven alguna vez.

Y no sólo joven: ¡incluso fueatractivo! En la foto aparenta unos dieciséis años y es un chico muy triste y muy guapo, con una boca sensual, la nariz recta y unos ojos inolvidables y distintos, ojos de hurí melancólica encerradaen un harén o quizá simplemente ojos de futuro ciego. Una mirada profunda marcada por la acechante oscuridad.

Me quedé tan impactada con la foto que la recorté. Aquí la tengo ahora, delante de mí.Siempre me han conmovido esos testimonios fotográficos que, como en este caso, muestran a un ser completamente distinto del que conocemos.

Es decir, aquellos retratos que dan fe de lo que la vidapuede llegar a hacer con nosotros.

Hay casos en los que se diría que la existencia se ha ensañado. Que los años han pasado por encima del sujeto como un tren expreso, arrollando, triturando ymachacando. Claro que uno es responsable, al menos en parte, de la cara que termina instalándose en tu cara. Ya se sabe que, de joven, tienes el rostro con el que has nacido, y, de mayor, el rostro quete has hecho; y ese rostro tuyo puede ser mejor o peor que el heredado. El aspecto que tienes en la madurez, en fin, no es más que el resultado de un viaje interno.

Me pregunto qué secreto, íntimocamino, recorrió el gran Borges para convertirse en la elegante, impasible y sabia tortuga que todos recordamos.

En un hombre aparentemente asexuado y prematuramente envejecido, tras haber sido...
tracking img